Inicio > Cultura > 9 alimentos mortales que es probable que tengas en tu cocina

9 alimentos mortales que es probable que tengas en tu cocina

Apuesto a que no sabías que hay algunos alimentos que pueden ser potencialmente mortales y que los puedes tener en la cocina al alcance de todo el mundo. Como veo que te interesa saber más, a continuación te voy a contar de qué comidas se trata.

1. Semillas de fruta

Aunque no lo creas, las semillas de manzana, de cereza, de albaricoque o de melocotón contienen cianuro de hidrógeno llamado ácido prúsico. Si bien comer algunas no te hará nada, si las consumes en grandes cantidades es probable que sí lo haga.

2. Ruibarbo

Las hojas de ruibarbo contienen ácido oxálico el cual causa cálculos renales.

3. Nuez moscada

Consumir solo unos gramos de nuez moscada puede producir convulsiones y comerla entera da lugar a un tipo de psicosis que te dará una horrible sensación de muerte inminente.

4. Papas (patatas)

Es importante no consumir los brotes verdes de las papas (patatas) porque producen diarrea, dolores estomacales e inclusive coma y muerte.

5. Almendras

Las almendras dulces no traen problemas pero las amargas sí, pues contienen una alta dosis de cianuro de hidrógeno. Dicen los que saben que comer entre hasta 10 almendras amargas puede ser fatal en un niño pequeño.

6. Tomates

Las hojas y los tallos de la tomatera cuentan con venenos alcalinos que pueden hacer mucho daño al estómago. Lo mismo ocurre si los tomates están verdes, pues su consumo en grandes cantidades puede ser fatal.

7. Yuca

La yuca en sí misma no es peligrosa para la salud, sí lo son sus hojas y raíces.

8. Anacardos

Si bien puedes pensar que estás comiendo anacardos crudos, déjame decirte que por fortuna no es así debido a que están cocidos al vapor. Este procedimiento sirve para eliminar el urushiol, un compuesto químico que se encuentra también en la hiedra venenosa y que causa el mismo efecto. Si se consumen grandes cantidades de anacardos sin pasar por el hervor, el resultado puede ser fatal.

9. Miel cruda

La miel cruda no pasa por el proceso de pasteurización donde se matan las toxinas que son nocivas para la salud. La miel cruda contiene grayanotoxina que puede dar lugar a mareos, debilidad, sudor en exceso, náuseas y vómitos. Estos síntomas duran 24 horas por lo que no es una buena idea comer miel sin pasteurizar en grandes cantidades.

Fuente: I Mujer

Te puede interesar

Compartir