Inicio > Interés > En los últimos 3 días 4 policías CICPC y 7 militares GNB detenidos infraganti por distintos delitos en Caracas

En los últimos 3 días 4 policías CICPC y 7 militares GNB detenidos infraganti por distintos delitos en Caracas

El miércoles en la noche, durante el dispositivo Navidad Segura 2016, tres motorizados de la PNB, adscritos a la estación policial San Pedro, detuvieron al sargento II de Ejército Miguel Patiño, de 29 años de edad, y a los sargentos II de GNB Luis Walls, Martín Yépez y Idersso Lucena, todos de 21 años de edad; Juan Araujo, de 23 años de edad, y José Caeza, de 24 años de edad. Estaban en comisión de servicio en Unasur y para el momento de la detención todos vestían de civil.

El sargento II del Ejército y dos de los sargentos de la GNB portaban pistolas Browning, calibre 9 milímetros con cargadores.

El hecho ocurrió a las 11:50 pm cuando la PNB hacía un recorrido por la avenida Los Estadios de Los Chaguaramos. Los funcionarios vieron a tres hombres que eran sometidos con armas de fuego y los despojaron de sus pertenencias y cuando los polinacionales se acercaron los hombres se dieron cuenta de la presencia de la comisión policial, subieron a un Toyota Machito, blanco, chassis largo, sin placas y emprendieron la fuga, por lo que los policías iniciaron la persecución y les dieron la voz de alto, pero los hombres continuaron la huida en dirección hacia Plaza Venezuela.

Luego el Machito tomó la vía de la autopista Valle-Coche y cerca del estadio universitario los ocupantes del Toyota sacaron a relucir armas de fuego por las ventanas. Uno de los oficiales de la PNB también esgrimió su arma de reglamento y la accionó contra el vehículo, y logró impactar el vidrio de la puerta trasera, pero más adelante el Machito, propiedad de la GNB, presentó una falla mecánica que frustró la fuga.

Las víctimas del robo fueron despojados de zapatos, relojes y celulares por los funcionarios del Ejército y de la GNB que fueron reconocidos. Los presos fueron llevados a la estación policial San Pedro.

La fiscalía 54º, a cargo de la abogada Teolinda Morales, fue notificada de este hecho.

Otro militar

También el miércoles, pero a las 5:45 pm, la GNB detuvo al capitán del Ejército Jean Carlos Marchena Castillo, de la Escuela de Tropa de Maracay, denunciado por una presunta extorsión que habría cometido junto con un funcionario del Seniat, que logró darse a la fuga, pero dejó las credenciales en el local Creaciones Ferlen, C. A. donde cometían el delito.

Al militar le incautaron una pistola Glock con seriales desbastados, 2 cheques: uno por 1.500.000 bolívares, otro por 1.000.000 y una providencia del Seniat. El hecho ocurrió en una zona de Caracas. El caso fue denunciado en el Ministerio Público.

Presas 4 mujeres policías

Cuatro funcionarias del Cicpc fueron detenidas por la Dirección contra el Patrimonio y la División contra Extorsión y Secuestro de ese organismo. Están identificadas como Carolina Beatriz Rondón Flores, de 32 años de edad, asistente administrativo, adscrita a Interpol con 5 años de servicio; la detective agregada Yureima Nazareth García Díaz, de 26 años de edad, adscrita a la subdelegación de Caricuao y con 4 años de servicio; Analys Yeisure Colmenares Martínez, de 31 años de edad, detective agregado adscrita a la División contra Drogas, con 6 años de servicio, y Lysmer del Valle Álvarez Valero, de 36 años de edad, detective con 11 años de servicio, adscrita a la Coordinación Nacional de Dependencias Especiales.

Las funcionarias están señaladas de hacer uso indebido de la clave del Sistema de Información Policial con la cual verificaron si los integrantes de una banda conocida como el Local aparecían solicitados. Se determinó que ellas mantienen relaciones sentimentales con los miembros de esa organización delictiva. Luego de obtener la información suministrada por las funcionarias, los delincuentes habrían intentado arremeter contra ellas, que fueron resguardadas por funcionarios de la División contra Extorsión y Secuestro.

A las cuatro funcionarias se les inició una averiguación penal y otra administrativa por parte de la Inspectoría General de la policía judicial.

Ahora los investigadores están abocados a tratar de aprehender a los integrantes de la banda.

Fuente: El Nacional

Te puede interesar

Compartir