Inicio > Opinión > Arturo Tremont: Tres ejemplos

Arturo Tremont: Tres ejemplos

Este año la seguridad social ha sufrido severos golpes, especialmente en Colombia, Chile y Brasil.

En Colombia la salud está privatizada desde la promulgación de la Ley 100 (1993), con las Entidades Promotoras de Salud (EPS). La noticia negativa es la difícil situación económica de las EPS, lo cual hace precaria la atención médica a los usuarios y usuarias.

En Chile se produjo una manifestación contra las Administradoras de Fondos de Pensiones (AFP),  organizada por  educadores, trabajadores y jubilados. La consigna fue NO + AFP, colocada en un pendón gigante colgado en un edificio del centro de la ciudad.

Aunque la Presidenta Michelle Bachellet, en su primer gobierno hizo la reforma legal para incluir el pilar solidario, éste ha sido insuficiente para amparar a miles de chilenos que al llegar a los 65 años de edad, encuentran que sus “ahorros” en el sistema privado no les alcanza para continuar recibiendo la pensión y tampoco el Estado garantiza una pensión digna.

Al mismo tiempo, se enteran que las AFP han trasladado al exterior  las ganancias de la capitalización individual de sus cotizaciones, en inversiones del mercado financiero mundial, sin que éstas generen saldos favorables en las llamadas “cartillas individuales”.

En Brasil el gobierno de Michel Temer  intenta la reforma constitucional para reducir  la inversión del Estado en los gastos sociales, en  veinte por ciento (20 %)  durante 20 años. Además, impulsa   la propuesta de elevar la edad mínima de jubilación a 65 años (actualmente en 55) en la reforma del sistema de pensiones.

Estos tres ejemplos muestran  que  “la soga se revienta siempre por lo más delgado”.  Y es un alerta a las organizaciones que luchan por la seguridad social solidaria y universal.

Te puede interesar