Inicio > Política > Unete rechaza el acuerdo de “convivencia” democrática

Unete rechaza el acuerdo de “convivencia” democrática

 

Una vez conocido el texto que los mediadores internacionales presentaron a la directiva de la Asamblea Nacional, Servando Carbone Coordinador Nacional de la unión nacional de trabajadores UNETE lo califico de un acuerdo de “conveniencia” para el régimen, y denuncio a sectores de la vida nacional tanto del Gobierno como de la oposición, que pretenden seguir usando a las organizaciones de la sociedad civil como “condones” y que no han entendido que este pueblo no les entrego un cheque en blanco el pasado 6 de Diciembre cuando mayoritariamente elegimos una nueva Asamblea Nacional en contra de este régimen, con la idea de fortalecer un contrapeso político. y finalmente se convirtieron en un gran elefante blanco.

En nuestra Central Sindical UNETE militamos trabajadores de todas las corrientes políticas e ideológicas, valoramos nuestra autonomía e independencia y no renunciaremos jamas a ella, como organización plural y democrática debatimos las propuestas y definimos la posición de la organización. Así decidimos apoyar el revocatorio como herramienta fundamental para salir de este régimen corrupto, militarista y que ya no dudamos en calificar como dictadura. Señalo el también Coordinador Nacional de la Federación de Trabajadores del Sector Publico FENTRASEP

A continuación el texto completo del comunicado:

El Acuerdo de convivencia democrática que circula es completamente Inconstitucional y no debe ser aplicado.

1.- El titulo del Documento denominado“ACUERDO DE CONVIVENCIA DEMOCRÁTICA” desconoce en su totalidad la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, Aprobada, mediante referendo constituyente el 15/12/1999, proclamada por la Asamblea Nacional Constituyente en Caracas, el 20/12/1999 y puesta en ejecución el 01/01/2000. Por cuanto en ese Instrumento se dejo plasmado la verdadera convivencia democrática de nuestra República, por lo tanto aplicar el Documento denominado “Acuerdo de convivencia Democrática” es desconocer la vigente Constitución y romper definitivamente con el hilo constitucional.

2.- En dicho Documento le otorgan Poder al TSJ por encima de la Asamblea Nacional, distorsionando de esta manera la verdadera independencia de los poderes públicos. Es harto sabido que el TSJ es el causante de lo que actualmente sucede en el País, ya que a través de su Sala Constitucional se ha dedicado, no a interpretar la Constitución como es su verdadera competencia, si no a reformar, o mejor dicho, a deformar la Constitución para beneficiar al Poder Ejecutivo. Por lo tanto esa Institución no tiene el prestigio y la legitimidad como para venir a colocarlo como espacio de dirimir la controversia al estilo de árbitro. Es más, se ve que prácticamente le están pidiendo que elimine las sentencias que ha publicado para restablecer la supuesta “convivencia democrática”, donde todos sabemos que sus sentencias son políticas y no jurídicas y por lo tanto son nulas de toda nulidad ya que las mismas violan la Constitución Nacional.

3.- En el Documento denominado “Acuerdo de convivencia Democrática” se utilizan mecanismos desconocidos en nuestro actual ordenamiento Jurídico, palabras como “desacato”atribuida a un Poder Publico por otro Poder Publico no existe en nuestra legislación, al igual que no existe“Fiscalía ad hoc”.

4.- Quienes fungen de mediadores y, que presuntamente elaboraron dicho documento, demuestran flagrantemente que no tienen argumentos jurídicos y políticos para seguir manteniendo en el poder al Gobierno de facto que ha implementado un Régimen militarista y mafioso, Dictatorial a la luz de la comunidad Internacional.

5.- Ya los mediadores con este paso, están demostrando que no solo quieren venir a resolver la situación a favor del régimen,si no que están pasando la raya, por la sencilla razón que para resolver nuestra situación solo se debe exigir a los Poderes Ejecutivo, Judicial Ciudadano y Electoral, que cumplan y aplique la Constitución Nacional, que se convoque a elecciones generales y punto. Lo demás se evidencia que es una clara injerencia en nuestros asuntos internos y no se debe aceptar este tipo de acciones por cuanto los mismos buscan solo beneficiar al actual Régimen, que por cierto, no tiene Presidente porque el mismo abandono el cargo, hecho de abandono declarado el pasado 09/01/2017 por el Poder Legislativo y quien funge como vicepresidente no tiene cualidad jurídica ni constitucional para el ejercicio de la vicepresidencia por tener otra nacionalidad (venezolana-siria) conforme lo establece claramente nuestra Constitución.

 

Te puede interesar

Compartir