Inicio > Opinión > Editorial Analítica: Las sanciones de EE.UU.

Editorial Analítica: Las sanciones de EE.UU.

 

El Departamento del Tesoro norteamericano, basado en el ” Foreign Narcotics Kingpin Act” promulgada en 1999 por el Presidente Bill Clinton, impone sanciones a personas de otros países a las que considera, después de averiguaciones prolongadas, incursas en delitos de narcotráfico o de protección a narcotraficantes.Hasta la fecha ha sido libradas ocho decisiones que atañen a funcionarios del Gobierno venezolano, siendo la más reciente la referida al vicepresidente de la República, Tarek El Aisami.

Estas medidas implican suspensión de la visa, congelación de bienes ubicados en territorio norteamericano y prohibición de comerciar con empresas o ciudadanos americanos.

Para que se tomen medidas tan severas contra funcionarios de otros gobiernos, estas tienen que estar jurídica y sólidamente sustentadas, ya que de no estarlo podrían acarrear consecuencias legales adversas para la administración que las emite.

Lo grave es que no se trataría de hechos aislados de un determinado gobierno norteamericano, sino de una política de Estado, ya que la administración del Presidente Donald Trump estaría siguiendo la misma línea que la de su antecesor Barack Obama.

Independientemente de la veracidad o no de los hechos, las consecuencias para Venezuela son serias, ya que casi de inmediato elevaron el costo a pagar en intereses por los papeles de la deuda que vence en 2017.

Tarek El Aisami afirmó que esa medida no corresponde a la verdad y que es un ataque artero contra él por ser antiimperialista. Sin embargo, para desmontar la acusación, él tendría que probar ante la justicia norteamericana la falsedad de los hechos y, para hacerlo adecuadamente, tendría que renunciar tal como lo acaba de hacer el jefe del Consejo de Seguridad de Estados Unidos, cuando le imputaron encuentros comprometedores con el Embajador de Rusia, y así no compromete al Gobierno.

Esta decisión del Departamento, junto a la iniciativa bipartidista de congresistas, de exigir medidas más estrictas contra el Gobierno de Venezuela, augura una nueva etapa de máxima tensión en las relaciones entre los dos países.

 

Te puede interesar

Compartir