Inicio > Cultura > El universo se está expandiendo sorprendentemente rápido

El universo se está expandiendo sorprendentemente rápido

 

Que el universo se expande no sorprende a nadie. Pero la velocidad a la que lo hace sí. Según las últimas investigaciones, los propios científicos se han sorprendido, ya que va a un ritmo conocido como la Constante Hubble (en honor a Edwin Hubble), que son unos 72 kilómetros por segundo por megaparsec (un megaparsec son unos 3,26 millones de años luz).

La velocidad del universo

Este nuevo número es consistente con el cálculo que anunció el año pasado un equipo de investigación diferente que dirigía el Premio Nobel Adam Riess. Pero es considerablemente más alto que el estimado por la misión Planck de la ESA (Agencia espacial europea), que había dejado el promedio en 67 kilómetros por segundo por megaparsec.

No se sabe de dónde proviene hasta ahora la discrepancia entre los resultados. Sea como fuere, el equipo del Planck que lideró Sherry Suyu había estudiado cómo las galaxias masivas cercanas deforman la luz que fluye de los distantes núcleos galácticos superbrillantes de los quasars.

Para llegar a esta conclusión, se usaron diversos telescopios y también utilizaron la geometría y la relatividad general para medir la Constante Hubble. Sin embargo, el equipo de Riess analizó la luminosidad consistente de las supernovas y las estrellas Cefido, cuyos pulsos y ratios relatan su verdadero brillo.

Así los resultados, el número arrojado por el estudio de Suyu es una proyección basada en las medidas del fondo de microondas cósmicas, es decir, la luz sobrante del Big Bang que creó el universo hace casi 14 billones de años.

Diferencias de estudios para medir la velocidad del universo

Las diferencias en la estimaciones de la Constante de Hubble refleja algo que los astrónomos no comprenden todavía sobre el universo temprano, o que tal vez algo cambió desde aquel lejano momento.

Como ejemplo, podría ser que la energía oscura tan misteriosa fuera quien está acelerando la expansión del universo para que haya crecido en fuerza a lo largo de eones, según afirman los miembros del equipo de Riess.

La culpable también podría ser la materia oscura, tan invisible y extraña aún, que tal vez podría estar en cantidades enormes por todo el universo, pero que no somos capaces de apreciar y detectar todavía.

El caso es que el veloz ritmo de expansión está siendo medido ahora en diversas modalidades con una alta precisión, pero en el futuro todavía se podrá acotar mejor la velocidad cuando se tenga un mayor conocimiento del universo.

Fuente: Vix

 

Te puede interesar

Compartir