Inicio > Política > ¿Elecciones, crisis humanitaria?: Lo que no respondió Delcy a Almagro con sus “arañazos al aire”

¿Elecciones, crisis humanitaria?: Lo que no respondió Delcy a Almagro con sus “arañazos al aire”

 

Ataques personales, un país de “las maravillas” y colocar al gobierno bolivariano como una pobre víctima de las potencias imperiales fue la defensa de la canciller bolivariana Delcy Rodríguez en la sesión ante el Consejo Permanente de la OEA antes de la reunión extraordinaria de este martes.

LaPatilla.com

El problema de fondo, explicado y presentado con lujo de detalles por el secretario general de la Organización de Estados Americanos, Luis Almagro, brilló por su ausencia en la intervención de una muy “roja” Delcy Rodríguez, quien tuvo el tupé de calificarlo de “mentiras” y soltar una andanada de insultos personales contra Almagro a quien tildó de “oscuro, mentiroso, deshonesto, malhechor, mercenario y traidor”.

El actualizado informe Almagro de 75 páginas toca temas públicos y notorios que no parecen existir en la mente del alto gobierno bolivariano: La corrupción es generalizada y la economía va en caída libre. No hay suficiente comida; los servicios de salud son extremadamente precarios, y la profunda crisis humanitaria es de una escala inaudita en el Hemisferio Occidental. Se ignoran los derechos civiles y políticos. Todo en interés de preservar la riqueza, el privilegio y la impunidad de quienes se aferran al poder, se desprende del mismo.

“La liberación de los presos políticos, la validación de las leyes que han sido anuladas así como la elección de un nuevo Consejo Nacional Electoral y un nuevo Tribunal Supremo de Justicia conforme a los procedimientos establecidos en la Constitución”, ha sido solicitado al gobierno bolivariano según lo indica el informe revisado.

La petición de Almagro desde la secretaría general de la OEA de celebrar “elecciones generales completas a la mayor brevedad” con observadores internacionales para que sean “libres, justas y transparentes”, ni fue respondida por la canciller a quien sí le sobraron palabras para mencionar a Fidel Castro, Allende y pare usted de contar, símbolos del comunismo trasnochado mundial y “padres” de los fallidos modelos econòmicos de la historia, reciclados por el chavismo en 18 años de penurias y saqueo.

La crisis humanitaria por el desabastecimiento de medicinas y alimentos; la inflación más alta del mundo, que, de acuerdo con el FMI, cerró 2016 en 475% y podría llegar a 1.660% este año ni aparece en el radar de Delcy.

Delcy Rodríguez denunció “las graves acciones injerencistas que en esta organización (OEA) vienen acometiendo tanto su Secretario General como una facción minoritaria de algunos países de nuestra región”: “arañazos al aire”, una verborrea bolivariana superflua.

 

Te puede interesar