Inicio > Política > Gerson Revanales: La carta de Delcy tiene errores de forma y fondo

Gerson Revanales: La carta de Delcy tiene errores de forma y fondo

El diplomático Gerson Revanales (Foto: lapatilla.com)

 

A propósito de la intervención de la canciller venezolana, Delcy Rodríguez en la sesión extraordinaria del Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) ejecutada este lunes en Washington, en LaPatilla.com entrevistamos al internacionalista, J. Gerson Revanales quien sostuvo que la comunicación emitida por la cancillería contra la sesión convocada para este martes donde se discutirá el tema de Venezuela, “tiene errores de forma y fondo”.

“Cuando hablamos de forma, quiere decir que la canciller no está utilizando un lenguaje apropiado para la diplomacia con los adjetivos que eligió”, dijo al referirse a las palabras como “acoso”, “comportamiento ilícito” y “acciones criminales” perpetradas presuntamente por Almagro, además de acusaciones de intentos de “desestabilización” entre otras utilizadas en el texto.

El experto considera que la carta tiene errores de fondo debido a que se indica que la discusión fue impulsada por “Luis Almagro, y un grupo de países que han conformado una facción minoritaria”, cuando la petición fue respaldada por 18 países de 35 miembros.

“Señalan que no es una mayoría y se trata de la voluntad de 18 países de 35 miembros de la OEA. Además de ello, sostienen que la sesión fue convocada ‘sin el consentimiento debido del Gobierno venezolano’, cuando para tal discusión no se requiere de su permiso”.

Añadió que la solicitud de Almagro está dentro de los parámetros legales ya que así lo autoriza el artículo 18 de la Carta Democrática de la OEA.

Artículo 18

“Cuando en un Estado Miembro se produzcan situaciones que pudieran afectar el desarrollo del proceso político institucional democrático o el legítimo ejercicio del poder, el Secretario General o el Consejo Permanente podrá, con el consentimiento previo del gobierno afectado, disponer visitas y otras gestiones con la finalidad de hacer un análisis de la situación. El Secretario General elevará un informe al Consejo Permanente, y éste realizará una apreciación colectiva de la situación y, en caso necesario, podrá adoptar decisiones dirigidas a la preservación de la institucionalidad democrática y su fortalecimiento”.

Artículo 20

“En caso de que en un Estado Miembro se produzca una alteración del orden constitucional que afecte gravemente su orden democrático, cualquier Estado

Miembro o el Secretario General podrá solicitar la convocatoria inmediata del Consejo Permanente para realizar una apreciación colectiva de la situación y adoptar las decisiones que estime conveniente…”

 

“La carta de la cancillería genera confusión”

Revanales indicó además que el documento genera confusión sobre el tema.

“Donde se necesita la autorización del gobierno venezolano es en la visita in situ, que en caso de darse, si Venezuela se niega, dejaría en evidencia que sus denuncias son falsas. Y no es esto lo que está solicitando el secretario general. Lo que Almagro pidió fueron gestiones diplomáticas y buenos oficios”, indicó.

Más adelante Revanales prosiguió: “Otro elemento es que la carta de la cancillería deja entrever una expulsión de Venezuela como Estado miembro de la OEA y no se trata de una expulsión sino de suspensión”.

Este martes 28 de marzo, la OEA convocó a un debate sobre la situación venezolana, pedido que fue respaldado por 18 países miembros que critican la severa crisis que atraviesa el país.

Revanales explica que la convocatoria es para “analizar el segundo informe presentado por el secretario general” y además, para que se tomen las medidas pedidas por este.

El grupo de 18 países, que incluye a México, Panamá, Estados Unidos, Argentina, Brasil y Uruguay, pidió una reunión extraordinaria en el Consejo Permanente a fin de “discutir la situación” de Venezuela, sumida en una crisis institucional y económica.

Maduro había rechazado el debate en conversaciones telefónicas con sus homólogos de México, Enrique Peña Nieto, y Panamá, Juan Carlos Varela, según informó Caracas.

Pero el respaldo de 18 países -una mayoría del total de 35 países miembros de la OEA- garantiza que el debate sea aprobado el martes.

 

Te puede interesar