Inicio > El pizarrón de Fran > Gustavo Rodríguez: En Venezuela la clase obrera no va al paraíso, porque vive el infierno de la Inflación

Gustavo Rodríguez: En Venezuela la clase obrera no va al paraíso, porque vive el infierno de la Inflación

Rodríguez: Este 1ero de Mayo los trabajadores venezolanos saldremos a marchar para decirle al gobierno que los aumentos periódicos de sueldo lejos de beneficiarnos nos perjudican cada día más y que queremos mayor y mejor democracia.

Para Gustavo Rodríguez –secretario general del sindicato de empleados de la Alcaldía Metropolitana- “Los anuncios que tradicionalmente los 1ero de Mayo hace el ejecutivo nacional de aumentar el salario mínimo,  indexar -ajustarlo a la inflación según ellos- y por ende de la bonificación de la cesta ticket, lo cual implicara al mismo tiempo un aumento en porcentaje similar de la unidad tributaria, lejos de alegrarnos nos llena de angustia, porque en el lapso que transcurre entre el anuncio del mismo y su implementación, los precios y los costos se dispararan exponencialmente, lo que los convierte rápidamente en sal y agua, entonces el aumento se diluye ante la creciente inflación, estimándose al final de este año en más del 700 %, volviéndose en consecuencia de nuevo insuficiente el aumento otorgado”

Iniciándose así nuevamente el ciclo perverso al cual hemos estado sometidos en los últimos años –afirma el dirigente sindical de Copei Caracas- “Sino dominamos, controlamos previamente el flagelo de la inflación e impulsamos políticas que fomenten la producción y generen un crecimiento de las exportaciones, como mecanismo que permita aumentar y diversificar el ingreso de divisas para así cubrir racionalmente los gastos presupuestarios del estado y sus ciudadanos e impulsar el desarrollo del el país, si no se toman las decisiones correctas en el área económica, lejos de resolverse los problemas, los estamos multiplicando”

En paralelo, comenta Gustavo Rodríguez, joven dirigente sindical caraqueño y copeyano, “Ante la imposibilidad de pagar dichos aumentos muchísimas empresas privadas, pequeñas y medianas van a la quiebra, por consiguiente aumenta el desempleo y en el sector público la tragedia es mayor, el ejecutivo no transfiere oportunamente los montos presupuestarios para cubrir dichos gastos y se produce un grave rezago para que los trabajadores lo reciban y si son alcaldías y gobernaciones no afectas al oficialismo la espera es aún mayor, con los graves problemas y brutal empobrecimiento que esto genera en la masa trabajadora.

El caso de la Alcaldía Metropolitana es un buen ejemplo de ello, desconoció la legitimidad obtenida electoralmente por el hoy Alcalde Mayor Antonio Ledezma, actualmente un preso político más y creo organismos paralelos, disminuyendo sensiblemente sus competencias y asignaciones presupuestarias”

Para el año 2015, acota el secretario general del sindicato de empleados de la Alcaldía Metropolitana- según cifras oficiales –INE- 210 mil empresas habían cerrados sus puertas, los directivos de Fedecámaras y Consecomercio denuncian que son 500 mil, que muchos de sus socios están funcionando al 20% de su capacidad instalada, que el 56% de dichas empresas y comercios redujo su personal, lo cual implica que el sueño de la construcción del paraíso en la tierra para la clase obrera en Venezuela está lejos de cumplirse.

Sí adicionamos al cóctel de miseria al cual estamos sometidos, a la existencia de una inflación constante de tres dígitos en los últimos años, la permanencia de porcentajes negativos en la economía Venezolana, con una recesión, caída del PIB, disminución importante de los ingresos en divisas, fuerte devaluación, graves problemas en el sector salud, déficits de medicinas que se agregan como causales del empobrecimiento de los sectores trabajadores en el país , le sumamos el hecho de ser uno de los países con los niveles de violencia más altos de América Latina, dice Gustavo Rodríguez-nos encontramos bien lejos del paraíso que ofrecieron y cada vez más cerca del infierno que construyen en el país.

Los dirigentes sindicales no necesitamos ser expertos en economía – asegura Gustavo Rodríguez- porque a pasar que el BCV no publica oportunamente las cifras de los niveles de inflación, de escasez y desabastecimiento basta salir a las calles para ver las constantes colas, acudir a bodegas, comercios y supermercados para constatar la escasez y desabastecimiento, convivir diariamente con las historias de vida de nuestros afiliados y compartir con ellos vivencias y necesidades, a los cientos de compatriotas venezolanos viviendo de la caridad de Cáritas y las iglesias católicas con sus ollas comunitarias, o el espectáculo dantesco de gente hurgando y comiendo de la basura.

“Los compañeros de Cendas -FMV- proponen salarizar el bono de alimentación, otros dolarizar la economía, los expertos recomiendan numerosos formulas y propuestas que implican un importante ajuste macroeconómico, liberación de precio (lo cual está ocurriendo en este momento sin obedecer que sepamos aun plan coherente e inteligente)”,  obviamente  -enfatiza el líder sindical de la Alcaldía Metropolitana- “dichos programas de ajuste deben contar con un importante componente y compromiso social, para paliar medianamente los efectos de los mismos, los más pobres y los sectores laborales no podemos pagar los platos de 18 años de errores económicos de este mal llamado socialismo del siglo XXI”.

“Queremos igualmente manifestar nuestro compromiso ineludible con las luchas democráticas, pacíficas y constitucionales que lleva a cabo la gran mayoría del pueblo venezolano”, porque para Gustavo Rodríguez como representante sindical- “Los sectores productivos son los más comprometidos con la restitución de la institucionalidad democrática y la libertad, porque siempre han sido las banderas de lucha de la clase trabajadora en Venezuela, la plena vigencia de los derechos humanos, el respeto al estado de derecho y la mejora sustancial de la calidad de vida de todos los venezolanos”.

Concluye el secretario general de los empleados de la Alcaldía Metropolitana invitando a todos los caraqueños a acompañarlos en la gran marcha del 1ero de Mayo, “Venezuela y sus trabajadores estarán en la calle luchando por la libertad, la democracia, porque todos los venezolanos tengan pleno acceso a la comida, las medicinas y puedan efectuar un trabajo que genere una remuneración tal que le permita vivir con dignidad”.

Gustavo Rodríguez: Secretario General sindicato empleados Alcaldía Metropolitana

Telefóno: 0412-3887044 / Contacto Kanaima Cacique: 0424-285.04.47

Email: gustavoylich@gmail.com, gustavoylich@hotmail.com,

NP

Te puede interesar

Compartir