Inicio > Economía > El billete de Bs 20.000 perdió 42,2% de su valor en lo que va de año

El billete de Bs 20.000 perdió 42,2% de su valor en lo que va de año

 

Economistas insisten en que mientras no se ataque el problema de la inflación, no se detendrá la caída del poder de compra.  “El gobierno tardó en sacar el nuevo cono y cuando lo hizo ya necesitábamos montos más altos”, dijo el experto Domingo Sifontes.

Por MARÍA FERNANDA SOJO mfsojo@el-nacional.com

Seis meses han transcurrido desde que el gobierno presentó los nuevos billetes del cono monetario y ahora es más evidente lo que tanto señalaron los economistas: las denominaciones de las nuevas piezas se quedaron cortas frente a la aceleración de la inflación.

En diciembre, cuando el gabinete económico mostró el diseño de las seis piezas nuevas, con el valor del billete más bajo (500 bolívares) era posible comprar un café pequeño, de acuerdo con un trabajo publicado por El Nacional. Ahora con ese monto apenas se puede comprar un caramelo relleno.

La caída del poder de compra también se hace evidente con el billete de mayor denominación. En diciembre, con 20.000 bolívares se podía adquirir un kilo de jamón y otro de queso amarillo; en este momento, el nuevo billete con la cara de Simón Bolívar solo alcanza para comprar un kilo de queso.

Un gráfico publicado por Ecoanalítica también hace referencia a la caída del poder de compra del billete de 20.000, pero en lo que va de año. La firma asegura que desde enero la pieza de más alta denominación ha perdido 42,2% de su valor en términos reales.

“El gobierno tardó en sacar el nuevo cono monetario y cuando lo hizo ya necesitábamos montos más altos. En todo este tiempo el error ha estado en no atacar el problema inflacionario, que se ha exacerbado en los últimos tres años”, dijo el economista y profesor universitario Domingo Sifontes.

Advirtió que en vista de que no ha habido cambios en las políticas económicas, solo se puede esperar que en los próximos meses sigan aumentando los precios y acentuándose la caída del poder adquisitivo.

El economista Luis Oliveros coincidió con Sifontes. Indicó que la nueva tasa de cambio del Dicom y el aumento del dólar paralelo presionarán más los precios.

“Este año la inflación mensual ha sido de 18%, en promedio, pero prevemos que en junio habrá un incremento, por el Dicom. Suponemos que puede subir a 20% o más”.

Pocas piezas

El gobierno no solo se quedó corto con las denominaciones de los nuevos billetes, también se ha tardado en sustituir las piezas antiguas.

El Banco Central de Venezuela indicó que el mes pasado había en circulación 336,6 millones de nuevos billetes (500, 1.000, 2.000, 5.000, 10.000 y 20.000 bolívares). La cifra representa apenas 2,4% de todas las piezas que están en circulación.

El retraso en la circulación de los nuevos billetes ha hecho que en los bancos se agudice la escasez de efectivo. “El BCV nos ha traído muy pocos billetes nuevos. Eso ha impedido que podamos atender toda la demanda de efectivo. No nos alcanza ni para surtir todos los cajeros automáticos”, dijo una fuente del sector financiero que prefirió no ser identificada.

Aseguró que no solo faltan billetes de las nuevas denominaciones, sino que tampoco están llegando suficientes piezas con las antiguas denominaciones.

“No se está surtiendo la cantidad suficiente de billetes y eso afecta todas las operaciones”.

La fuente dijo que el problema de la escasez de billetes en las entidades se agudiza porque las personas prefieren quedarse con el dinero antes que devolverlo al banco.

“La gente sabe que está en un país en el que cualquier momento puede haber una crisis de efectivo; por eso prefieren guardar dinero en sus casas, antes que llevarlo al banco. Así como tienen inventario de comida para varias semanas, así tienen inventario de billetes”, dijo Luis Oliveros.

Billete inmortal

El economista destacó que las personas desconfían mucho de las autoridades por las decisiones que estas han tomado.

Recordó que en diciembre el gobierno dio un plazo de tres días para que las personas salieran de todos los billetes de 100 bolívares que tenían, y luego de provocar un caos en el país se anunció que el billete marrón estarcía vigente hasta enero. Después de eso se ha extendido la vigencia del billete en seis ocasiones.

“Lo que ha pasado con el billete de 100 bolívares es una burla al país. Después de eso la gente empezó a desconfiar más del gobierno. Ya nadie le para a la fecha en la que supuestamente deja de circular el billete de 100 bolívares porque saben que la van a extender”, agregó el economista Sifontes.

Las cifras del BCV indican que el billete de 100 permanecerá en la calle por mucho tiempo más. El gobierno, lejos de disminuir el número de piezas en circulación, cada mes saca más.

Mientras en diciembre había 6,25 millardos de piezas de 100 bolívares, el mes pasado llegaron a 6,37 millardos; es decir, se han sacado 121,3 millones de billetes marrones en 6 meses.

 

Te puede interesar

Compartir