Inicio > El pizarrón de Fran > Falleció el “Cura” Calderón: Hombre de la política, la radio y el fútbol

Falleció el “Cura” Calderón: Hombre de la política, la radio y el fútbol

Sergio Omar “El Cura” Calderón entregó el alma al Creador en la mañana de ayer, en su casa de habitación. (Foto/La Nación)

No se rindan carajo”, célebre frase que utilizaba como arenga política Sergio Omar “El Cura” Calderón, no se volverá oír. El polifacético personaje entregó el alma al Creador en la mañana de ayer. Una penosa enfermedad fue minando su existencia hasta que el corazón dejó de latir, rodeado de su esposa, hijos y amigos.

Polémico por los cuatro costados. En cada una de las facetas en las que se desempeñó jamás rehuyó el combate, don que llevaba intrínseco desde que nació, un 3 de enero de 1949, para irse con él al más allá.

César Semidey, exjugador  profesional de fútbol y radiodifusor, amigo de toda la vida del exalcalde de San Cristóbal en par de ocasiones y exgobernador del Táchira entre el año 1999  y 2000, contó a Diario La Nación de todo lo que significó este personaje para la dirigencia política, deportiva, comunicacional y campesina, pues desde su posición como miembro de la Asociación de Ganaderos del estado siempre estuvo al lado de la gente del campo.

Compartió la política con la de dirigente comunal y comunicador social a través de la radio: locutor, comentarista deportivo y un programa mañanero en el cual se comunicaba con los más humildes, dando el consejo oportuno y una voz de aliento por todo lo que está viviendo el país.

El fútbol, deporte que apasionaba al ahora desaparecido “Cura” Calderón, lo convirtió en presidente de la Asociación Tachirense de este deporte por dos períodos, y más adelante manejó la selección nacional de mayores en 1985, de cara al Campeonato Mundial de 1986 en México. Un par de años antes organizó el Suramericano de Fútbol Juvenil en Puerto Ordaz y San Cristóbal.

Fue más allá, ocupó la presidencia del Deportivo Táchira y fundó su propia divisa profesional del balompié, el Nacional Táchira, primero en la Segunda División y luego en la categoría de honor, siempre dejando plasmada su clase de dirigente a carta cabal.

Cuenta Semidey que “El Cura” se ufanaba de lo que fue su niñez, cuando su progenitora Celsa lo enviaba a la calle a vender pasteles, robándole tiempo para jugar caimaneras con los muchachos del barrio La Romera.

En el ir y devenir de su existencia, la vida le hizo una mala pasada al “Curita”, como le decían sus más allegados, un grupo criminal lo mantuvo secuestrado por un mes, siendo rescatado por el gobierno del entonces presidente Hugo Chávez, a principios del año 2000.

Sentimentalmente, primero estuvo unido en matrimonio con Blanca Arelis Sánchez,  relación de la que nacieron tres hijos, dos de ellos idos de este mundo; Laura en el 2001, y Luis, hace un año. Actualmente estaba casado con Coromoto Rolón, vínculo del que procrearon dos hijos, Sergio Omar Junior, de 22 años, jugador de fútbol profesional, y Mariana, de 21, además de un hijo adoptivo, un niño campesino que ahora tiene 8 años, quien era la razón de ser de “El Cura”, apuntó Semidey.

Nunca se desprendió de la política, hasta cuando tuvo alientos quiso contarse de nuevo como candidato a la Gobernación, incluso estuvo tentado para aspirar a la presidencia de la República, en su condición de socialcristiano. “No se rindan carajo”, el gran legado político que deja Sergio Omar “El Cura “Calderón a sus más allegados, también a quienes lo adversaron. Sus restos serán cremados hoy, a las once de la mañana, en la funeraria Paolini del Barrio Obrero. Paz a su alma.

Gobernante controversial y con mucho amor por el Táchira

Sergio Omar Calderón fue alcalde de San Cristóbal en dos oportunidad (1994-1996 / 1996-1999). Logró transformaciones por los cuatro costados. Fue el impulsor de la ampliación del par vial,  obra por la cual fue criticado, ya que convirtió la 5ta. avenida en una sola vía   bajando al Viaducto, e igual que la 7ma. La avenida 19 de Abril y la avenida España las reestructuró y aunque se le criticó el hecho de haber deforestado la zona para su aplicación, sus detractores con el tiempo le dieron la razón e incluso se afirma que después de sus reformas no hubo ningún otro alcalde que hiciera proyectos de esa naturaleza. Luego fue electo gobernador del Táchira por un período corto (1999 -2000).

La Nación del Táchira

 

Te puede interesar

Compartir