Inicio > El pizarrón de Fran > Néstor Francia / Análisis de Entorno: Los bemoles de la “Consulta soberana” (14-07-2017)

Néstor Francia / Análisis de Entorno: Los bemoles de la “Consulta soberana” (14-07-2017)

Bien, faltan dos días para que se dé la “consulta” opositora supuestamente para cuestionar la legitimidad de Maduro, establecer el rechazo a la Constituyente y tratar de soliviantar a la FANB. También hay un simulacro de elección constituyente organizado por el CNE, un evento normal antes de cada elección, pero cuyo significado esta vez tiene la particularidad de que coincide con el show opositor y hay que tratar de que resulte una muy buena “otra foto” de ese día. En todo caso, hoy concentraremos el Análisis en la “consulta”.

La fulana “consulta soberana” es presentada como un acto de “desobediencia civil” contra Maduro. Como se sabe, no es legalmente vinculante, pero busca ser un testimonio de rechazo no solo al Gobierno, sino también a la Constituyente. Para la derecha se trata de alcanzar, real o virtualmente, una alta afluencia de votantes frente a una hipotética poca participación en la elección de los asambleístas, el 30 de julio. Un analista de la derecha, Benigno Alarcón, opina que un resultado tal afectaría la “viabilidad y gobernabilidad de la Constituyente… El gobierno va a estar en una situación muy complicada para seguir adelante con la elección… será muy difícil implementar decisiones bajo ese esquema”. Da la impresión de que Alarcón está confundiendo, por adelantado, sus deseos con la realidad. O quizá solo quiere dar ánimos a los electores de la derecha, algunos de los cuales seguramente están pensando que la “Consulta” no servirá para mucho o acaso para nada.

La verdad es que la oposición no ha tenido más remedio que darle protagonismo a la ANC, ante el gran impulso que le viene dando el Gobierno. Lo que ha hecho es tratar, poco a poco, de irla deslegitimando. Para ello ha organizado protestas mediáticas y ha contado con el apoyo de voceros imperiales y de la derecha mundial que critican la convocatoria y hasta piden que la Constituyente se suspenda como condición para un diálogo.

Sin embargo, otros voceros reaccionarios son menos optimistas que Alarcón. Es el caso de Michael Shifter, presidente del centro de análisis Diálogo Interamericano, basado en Washington, quien opinó que la “consulta” “es simbólicamente importante, pero será muy difícil lograr su objetivo que es detener la Constituyente… El Parlamento puede tener razón y legitimidad, pero el poder real está concentrado en el Ejecutivo, incluyendo las cortes (tribunales) y la Fuerza Armada”.

Según otro analista de la derecha, el politólogo Luis Salamanca, para frenar la Constituyente haría falta una declaración de rechazo del alto mando militar: “Si no ocurre eso, la Constituyente va, la van a elegir con la cantidad de votos que sea”. Es como si Salamanca estuviera cantando la pegajosa y ya célebre canción “La Constituyente va”.

Es claro que la derecha ha montado para el domingo su show y logrará, aunque sea parcialmente, algunos de sus objetivos, pues para eso no necesita gente sino mañas, y ya las está usando. La terrorista María Corina Machado aseveró en una rueda de prensa que los rectores de las cinco universidades públicas y privadas que están respaldando el proceso de “consulta” serán los responsables de presentar el balance de resultados. Es el viejo truco de poner a personajes de “autoridad moral” a respaldar las virtudes de un producto: las mentirillas sobre la actividad.

Por otra parte, y según la MUD, al menos cinco ex presidentes neoliberales viajarán a Venezuela para ser “observadores” de la “consulta”. En un comunicado enviado a la agencia española de derechas Efe, Asdrúbal Aguiar, director general de Idea, el terrorífico club ideado por Uribe Veliz y Aznar, adelantó que la misión estará formada por Laura Chinchilla, de Costa Rica; Vicente Fox, de México; Andrés Pastrana, de Colombia; Jorge Quiroga, de Bolivia, y Miguel Ángel Rodríguez, de Costa Rica. Puras joyitas, de lo peor que se puede encontrar en la farándula política del continente americano.

Por supuesto, toda esta parafernalia les ayudará a armar el montaje mediático de la “consulta”, para generar un impacto internacional que siga extendiendo la alfombra a una hipotética intervención extranjera (imperialista) en Venezuela. De hecho, esta labor está en marcha, con oscuros personajes externos llamando a votar en la actividad opositora. Lo hace el conocido agente del imperialismo Carlos Alberto Montaner en un “análisis” para CNN -realmente una pieza propagandística- en el que dice que los venezolanos “saldrán a votar masivamente” el 16 de julio.

También lo hace el gobernador de Florida, el ultraderechista republicano Rick Scott: “Este domingo el pueblo venezolano tiene una oportunidad de hacer oír su voz y de enviar un poderoso mensaje de unidad contra Maduro y su banda de hampones”. Y otro republicano vinculado a la gusanera cubana de Florida, el senador Ted Cruz: “Democracia y estado de derecho. Te llamo a ti, a tus amigos y familiares a participar en el plebiscito informal en Addison Texas… Por favor, párense y demuéstrenle al resto del mundo que nosotros estamos en solidaridad y que estamos en contra de la represión del régimen chavista”. Las declaraciones de Montaner y Cruz fueron grabadas en videos que son difundidos en las redes digitales.

En todo caso, lo realmente probable es que la cosecha del domingo para la derecha no sea la suspensión de la Constituyente, eso es difícil vislumbrarlo en el panorama, sino una ampliación de la satanización mundial de Maduro y de la Revolución Bolivariana.

Así pues, hoy pocos tienen dudas de que la Constituyente va, ni los más radicales de ellos se estarán tomando en serio que la “consulta” por sí misma torcerá el rumbo. Ahora bien, no es fácil prever en qué condiciones llegaremos al 30J, porque los empecinados de la derecha tienen otros planes y han venido hablando de una tal “Hora Cero” y de un “paro cívico”, además de la amenaza de sabotaje, inclusive contra el acto comicial mismo de la Constituyente. Pero de eso posiblemente hablemos en otro Análisis.

Te puede interesar

Compartir