Inicio > El pizarrón de Fran > Guillermo García N.: Constituyente: Consecuencias económicas

Guillermo García N.: Constituyente: Consecuencias económicas

Las implicaciones económicas y financieras que puede generar el establecimiento de una Asamblea Constituyente en los  términos legales planteados por el Ejecutivo, y fuera de los establecidos en la Constitución vigente; producirían en mi opinión una serie de eventos muy perjudiciales para la economía y las finanzas venezolana ya actualmente colapsada. Sus consecuencias serían devastadoras y provocarían la ruina  no solo de la economía y las finanzas en su conjunto, sino el  mayor empobrecimiento de más del 80% de la población  del  país y generaría  un estado inimaginable de escasez y desabastecimiento de consecuencias devastadoras para toda la población. Un escenario nunca antes registrado.

Elementos catalizadores. Luego de la Consulta Popular realizada por la oposición, en el que habrían obtenido una votación de más de 7.6 MM de personas, una evidencia irrefutable de la aversión del país hacia los planes del Ejecutivo de establecer una Asamblea Constituyente, el gobierno sigue adelante en su intención de realizar dicha Constituyente.  Norteamérica, Europa y países suramericanos exigieron a Venezuela retirar las elecciones de la Asamblea Nacional Constituyente so pena de enfrentar sanciones. El presidente de EEUU, Donald Trump, advirtió que “si el régimen de Maduro impone su Asamblea Nacional Constituyente el 30 de julio, Estados Unidos tomará medidas económicas fuertes y rápidas”. Agregó que “Estados Unidos no se quedará mirando como Venezuela se desmorona”. El gobierno norteamericano aparentemente está analizando un posible embargo petrolero a las exportaciones de Pdvsa a Estados Unidos entre otras medidas.

Entre la incertidumbre política, económica y las amenazas de posibles sanciones, los bonos de Venezuela y de Pdvsa tuvieron su peor desempeño del año, varios de ellos registrando pérdidas semanales mayores al 10%.  Mientras tanto, las condiciones sociales y económicas del país se siguen deteriorando. Recientemente fue publicada la última cifra de inflación por parte de la Asamblea Nacional (AN), la cual indica que en el mes de junio la inflación alcanzó 21.4%. Para finales de año de continuar esta tendencia de niveles de inflación mensual, estaríamos alcanzando niveles de 700% anual, y de establecerse la constituyente se podría alcanzar niveles de más de  1.800%. para finales de año, por efecto de una aceleración de la hiperinflación y una devaluación del tipo de cambio exponencial, que llevaría la tasa de cambio paralelo a niveles jamás imaginados, Las Reservas Internacionales (RRII) alcanzaron  este jueves los USD 10.066 MMM, algo superior a los USD 10MMM registrados en el  año2002.

Implicaciones de medidas de embargo y Citgo. La producción  de Pdvsa continúa su declinación, el informe de la OPEP de este mes indica una baja reportada directamente por Venezuela de 33 MBPD en junio con respecto al mes anterior. La producción reportada en forma directa y la determinada por fuentes secundarias dan cuenta de ello. Las exportaciones a EEUU en junio fueron las más bajas en muchos años, cerca de 500 MBPD. La baja fue absorbida por la filial Citgo. La razón parece estar relacionada a la disponibilidad de crudo después de cumplir las obligaciones contractuales y financieras. El promedio del primer semestre esta alrededor de 650 MBPD, 90 MBPD menor que el promedio del año pasado. Un potencial embargo petrolero a Venezuela por parte de Estados Unidos, tendría un efecto disruptivo temporal, después del cual los crudos podrían ser colocados en China o India sufriendo el costo incremental de un transporte más elevado. Esto implicaría menos dólares por barril. Ante las observables condiciones de deterioro de la economía venezolana, la calificadora de riesgo S&P ha determinado una calificación CCC- para la deuda en bonos de la república, solo una calificación por arriba del default, alegando mayores riesgos de una cesación de pagos de gobierno en los próximos seis meses y basando su estimación en las peores condiciones económicas y políticas, incluso dentro del oficialismo. Venezuela y/o Pdvsa necesitan hacer algún tipo de operaciones financieras que les permitan hacer frente a los pagos y obligaciones que deben cumplir en este segundo semestre. No sería de extrañar que se hablara de algún otro tipo de canje, aunque esto parece muy poco probable. Según estimados, el déficit de caja actual podría estar alrededor de los USD 5,460MM. El precio del barril de petróleo y la decadente producción de Pdvsa ya no serían las variables fundamentales en el corto plazo como sí lo sería la habilidad del gobierno de conseguir los fondos para los próximos meses, cosa que se dificultaría  con la constituyente. Los próximos pagos  de deuda serán en el mes de agosto, cuando se deberán cancelar un total de USD 705.2MM: USD 513.9MM en cupones de bonos Venny  y USD 191.3MM PDVSA 22.  En el mes de octubre el pago de intereses y capital asciende a 1,540MM y el Nov 1.890,6MM. Una prueba de solvencia que será todo un reto.

Te puede interesar

Loading...

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Traducción »