Inicio > El pizarrón de Fran > Francisco Rodríguez: Asumir nueva deuda puede ser riesgoso para Venezuela

Francisco Rodríguez: Asumir nueva deuda puede ser riesgoso para Venezuela

El economista considera que se debe evaluar si es necesario un nuevo endeudamiento, además de aplicar en muy corto plazo un plan de estabilización macroeconómica.

Para el especialista en materia económica es posible que Venezuela acceda a financiamiento internacional por parte de organismos multilaterales o entidades internacionales que cumplen con este rol, sin embargo se “debe ser muy cuidadoso de caer en una deuda excesiva y riesgosa para el país”.

A juicio del economista jefe de Torino Capital, Francisco Rodríguez, lo primero que se debe evaluar es si en realidad es necesario buscar un financiamiento internacional “porque uno de los problemas de la política económica del país, a lo largo de su historia, es que muchas veces la disponibilidad de recursos en las reservas internacionales la utilizan los gobiernos para mantener tipos de cambio que se convierten en fuga de capitales”, determinó.

Cree que es posible hacerlo, pero afirma que hay que ser muy cauteloso con este tipo de medidas ya que, aunque respeta el rol de las entidades financieras internacionales y organismos multilaterales, la política macroeconómica del país no debe estar en manos de un organismo foráneo.

Hay que tener cautela en cuanto a las dimensiones de un programa de recuperación porque asumir una deuda excesiva podría llevar a la nación a tener una peligrosa dependencia con ciertas instituciones que respeto pero no estoy de acuerdo con que deban llevar el rol predominante en la recomendación de la política económica venezolana”, analizó el especialista.

Agrega que el financiamiento internacional será mucho más factible, si el Gobierno tiene un sistema en el cual no trate de mantener un tipo de cambio esencialmente bajo.  Porque si este es muy bajo y muy barato, los acreedores foráneos se preocuparán de que no haya suficientes dólares para alimentar la demanda.

“Para disminuir la inflación se tiene que pasar por un proceso que va acompañado de una estrategia macroeconómica articulada. Si esta estrategia macroeconómica se implanta y se adopta en una forma coherente y consistente, Venezuela puede ir a los mercados internacionales y buscar financiamiento para sortear este momento de bajos precios del petróleo, para refinanciar pagos de deuda y abrir espacios dentro de sus flujos de divisas para proteger las importaciones esenciales”, apuntó.

Asegura Rodríguez que “se trata de ejecutar un proceso de estabilización macroeconómica, entonces para que Venezuela pueda crecer y detener la inflación necesita un programa de estabilización que debe tener entre otras cosas unas metas fiscales, debe llevar el déficit fiscal a un nivel controlable y con eso acceder al financiamiento internacional para de esta forma reexpandir las importaciones”, enfatizó.

Piensa que si en el país se aplica un buen esquema de estabilización macroeconómica y accediera al financiamiento internacional, podría crecer al cierre de este año.

Alternativas de financiamiento

Sobre las opciones de financiamiento, explicó que es lógico que Venezuela busque nuevos mercados ya que sigue la amenaza con las sanciones de los Estados Unidos que aunque ofrecen unas excepciones,  pueden profundizarse agudizando la crisis interna.

Rodríguez expuso que desde el punto de vista macroeconómico global China, Rusia y otros mercados pueden convertirse tanto receptores de nuestro petróleo como en  fuentes  importantes de financiamiento, observó.

Afirmó que estas dos naciones “han mostrado su interés en mantener la relación con el país y han prestado dinero a Venezuela a través del Gobierno o por medio de sus empresas como es el caso de Rosneft. Hace poco se publicaron los estados financieros de Pdvsa, allí mostraban que se había dado un financiamiento muy significativo a lo largo de los últimos tres años por parte de la petrolera estatal rusa. Ellos están interesados en prestar porque saben que Venezuela es un país que va a pagar”, aseguró.

El economista dice que con estos dos gobiernos se han desarrollado diversos mecanismos de garantías en base al envío petrolero que han permitido reducir los riesgos de prestamista y también hay otros componentes como intereses políticos e intereses en recursos naturales que conllevan al establecimiento de este tipo de relaciones, estimó Rodríguez.

Considera que este tipo de financiamientos continuarán, pero no deberían ser de grandes magnitudes.

“No cambiarán la dinámica macroeconómica del país pero  ayudaría a evitar la  contracción económica”, concluyó.

Te puede interesar

Compartir