Inicio > El pizarrón de Fran > Andres Pierantoni: Korea creando las mejores condiciones para negociar

Andres Pierantoni: Korea creando las mejores condiciones para negociar

Quienes se creyeron el cuento del “chinito loco” (Kim Jon Un), como que van a tener que asumir que los locos son otros, por seguir la “narrativa occidental”. El chinito, en la misma línea de su antecesor, está jugando la carta de la mejor relación costo/beneficio para zafarse de la estrategia gringa de asfixiar a Corea del Norte por la vía alimentaria, obligándola a un gasto militar creciente y a la inmovilización en pié de guerra de gran parte de la masa trabajadora juvenil (las maniobras militares con Corea del Sur se vienen realizando hace años justo en los meses de siembra y cosecha de arroz en el escaso 17% de tierra cultivable del país). De allí una de las causas de las hambrunas que devastaron a Corea del Norte y que le costaron a China éxodos de “refugiados económicos”.

De allí, entonces, la estrategia del byongjin: un desarrollo armamentístico nuclear que no requiere más del 2% del PIB de Corea y con misiles nucleares que van repartiendo en portadores móviles, agazapados en zonas boscosas a lo largo y ancho del país, lo cual imposibilita a los gringos destruirlos todos, al “primer golpe” por lo menos (la misma técnica rusa, o sea);  y,  al neutralizar con este deterrente al poderío nuclear de los EEUU, quedan las fuerzas convencionales, con Seúl a sólo 1 hora de la frontera…

Acá sí aplica lo del “tigre de papel”…Por lo que el Trump, luego de incrementar la paranoia colectiva en Corea del Sur y Japón, vuelve por sus fueros: multimillonarios contratos de venta de armas sofisticadas e inútiles (¿contra quienes las van a usar ?)…

El Putin que de todo este tema sabe bastante y que puede permitirse el lujo de ver los toros de la barrera (en parte: una guerra en Corea del Norte no es lo mismo para China, con Pionyang a sólo 500 Km de Beijing, que para Rusia, donde lo único que tiene en ese radio es Vladivostok) con tono sardónico declaraba anteayer que un país que ya alcanzó ese desarrollo de armamento nuclear no hay quien lo pare con medios hostiles.

Dicho sea de paso, nadie se hace la pregunta: si tienen el THAAD desplegado en Corea del Sur y Japón ¿cómo es que no lanzan ni un misil  en contra de los cohetes coreanos cuando se pasean hasta por encima de Japón? Será que temen quedar en ridículo con uno (o más) tiros fallidos?

Para una panorámica bien interesante de la situación vuelvo a remitir a este artículo: https://www.globalresearch.ca/why-north-korea-needs-nukes-and-how-to-end-that/5585285

(ANSA) – PEKIN, 5 SET – Corea del Norte está posicionando sobre la costa occidental un misil balístico intercontinental, trascendió hoy en los medios surcoreanos, mientras la tensión en la zona se agravaba a tal punto que Vladimir Putin advirtió el riesgo de una “catástrofe global”. En ese contexto, Florence Parly, ministra de Defensa francesa, consideró que los misiles DPRK están en condiciones de llegar a Europa “antes de lo previsto” y el “escenario de escalada hacia un gran conflicto no puede ser descartado”.

Por su parte, Han Tae-song, embajador de Pyongyang en la sede de la ONU en Ginebra, dijo, durante la conferencia sobre el desarme de Naciones Unidas, que Estados Unidos “recibirán otros regalos” de Corea del Norte “hasta que confíen en provocaciones imprudentes e inútiles intentos para ejercer presión sobre Corea del Norte”.

La primera respuesta la dio el presidente Donald Trump: “estoy autorizando a Japón y Corea del Sur a adquirir de Estados Unidos una cantidad sustancialmente mayor de equipamiento militar altamente sofisticado”.

El magnate realizó esa declaración a través de su perfil en la red social Twitter. Seúl y Tokio (que hace pocos días anticipó un presupuesto récord para defensa) advierten la presión después de la mortal combinación de las pruebas nucleares y balísticas entre finales de agosto e inicios de septiembre.

Estados Unidos seguirá enviando a Corea del Sur “formidables activos de defensa”, combinando fuerza de disuasión y capacidad de respuesta a las acciones “autodestructivas” del Norte, aseguró el almirante Scott Swift, a cargo de la flota estadounidense en el Pacífico. Aunque cerca de las amenazas del Norte, los surcoreanos “no están solos”, añadió. Aseguraciones que podrían, por ejemplo, materializarse con un portaaviones en “despliegue prolongado” en la península, integrándose en el debate sobre la hipótesis ventilada por el ministro de Defensa, Song Young-moo, de regreso de armas nucleares tácticas estadounidenses ausentes desde los primeros años ’90.

La crisis norcoreana sigue siendo compleja también después del inicio de los trabajos del Consejo de Seguridad de la ONU sobre el informe de la sexta prueba nuclear del domingo, mientras Suiza está lista para ofrecer la propia contribución a ese conflicto, también en función de la historia de mediación desarrollada en el pasado en los casos de la península. Por ahora, tras las peticiones de Estados Unidos, Corea del Sur, Japón y otros países del G7 -Italia, Alemania, Gran Bretaña, Francia y Canadá- de estrictas medidas de la ONU hasta el bloqueo de exportaciones del petróleo, el presidente ruso Vladimir Putin -que cerró la cumbre BRICS de Xiamen- definió “inútiles e ineficaces” las sanciones adicionales.

Pyongyang “tiene armas atómicas, un conflicto que podría llevar a una catástrofe global”, añadió el líder ruso, convencido que “insistir sobre la histeria militar” para resolver el problema Es algo “sin sentido, un callejón sin salida”. Putin hablará con su homólogo surcoreano Moon Jae-in y el premier japonés Shinzo Abe en el Forum económico oriental de Vladivostok.

Corea del Sur, en tanto, mantuvo hoy un ciclo de ejercicios militares dedicándose a las actividades navales y mañana comenzará otro de cuatro días. “Las ejercitaciones apuntan a mejorar nuestra capacidad de respuesta inmediata contra las provocaciones navales de parte de los enemigos”, resumió el capitán Choi Young-chan, comandante del 13/mo Grupo naval. “Si el enemigo provoca en todas partes, en el agua o bajo, reaccionaremos rápidamente aniquilándolo en el mar”, añadió.

También China puso a prueba sus Fuerzas Armadas para afrontar situaciones no tan improbables: en las primeras horas del martes fue abatido “un misil en llegada”, en una serie de medidas en las aguas que separan Pekín de la península coreana. Iniciadas a medianoche, una unidad de lanzamiento destruyó “en el primer intento” un misil de vuelo bajo en los cielos sobre la Bahía de Bohai, refirió 81.cn, sitio oficial de noticias militares. (ANSA).

Te puede interesar