Inicio > El pizarrón de Fran > El dólar es el papá de los helados

El dólar es el papá de los helados

Fran Tovar- Economistas  venezolanos dicen que es muy difícil sustituir el dólar como moneda internacional,  el poder de paridad de compra de todas las monedas se mide en dólares, lo que convierte ó a la moneda estadounidense en la divisa de referencia y por eso “el dólar es el papá de los helados”, por lo menos por ahora.

¿Puede Maduro “liberarse del dólar”?, responden los economistas

Yo anuncio que Venezuela va a implementar un nuevo sistema de pago internacional y va a crear una canasta de monedas para liberarnos del dólar con las monedas de libre convertimiento como el yuan, el euro, la rupia india, el rublo ruso. A nosotros no nos van a asfixiar”, declaró el presidente Nicolás Maduro desde la tribuna de oradores del hemiciclo protocolar del Palacio Legislativo, este 7 de septiembre.

Pero ¿puede el mandatario venezolano “liberarse del dólar” realmente?

El economista y profesor de teoría y política monetaria de la Universidad de Carabobo, Carlos Enrique Ñañez, responde tajante que no. “El poder de paridad de compra de todas las monedas se mide en dólares desde que el acuerdo de Bretton Wood convirtió a la moneda estadounidense en la divisa de referencia”, explica.

En la localidad de Bretton Wood (EEUU) los jefes de 44 países suscribieron una serie de acuerdos en 1944, uno de esos estableció el uso del dólar como moneda internacional. La medida se tomó porque EEUU era el país más poderoso después de la Segunda Guerra Mundial y comenzó a prestar dinero a los estados en quiebra e incursionar en nuevos mercados.

El Gobierno puede emitir bonos y obtener rublos rusos, euros o yuanes, pero para poder expandir el poder de compra va a tener que adquirir dólares sobre la base del valor que tengan los yuanes respecto del dólar”, señala.

Para Ñañez,  dicha medida es “de corte populista”. “El dólar es la moneda que sustenta el resto de la canasta monetaria; el rublo ruso no forma parte de la canasta; el yuan entró porque China es la primera economía del mundo y la rupia india está en la canasta porque es uno de los países con el PIB más alto, debido a que su población casi supera a la de China; sin embargo, es un país que está condenado a la pobreza estructural por las castas  (estratificación social) que están establecidas”, explica.

El presidente Maduro aseguró que el tipo de cambio complementario (Dicom) operará también con esta canasta de monedas.

Sin embargo, el economista y profesor de la Universidad Central de Venezuela (UCV), Leonardo Vera, considera que la medida no modificará la dinámica del Dicom (tipo de cambio complementario). “Para transar en otras monedas tienen que cambiar dólares para obtenerlas y como hay escasez de dólares también habrá escasez de esas otras divisas”, afirma.

El especialista aclara que este tipo de esquema solo funciona en países que tienen libre convertibilidad y coincide con Ñañez en que el Gobierno venezolano no puede “liberarse” del dólar.

“Venezuela tiene un comercio exterior muy importante con EEUU, le vende más de 700 mil barriles de petróleo, además de importar toda clase de bienes, materias prima y productos finales. Todas esas transacciones se hacen en dólares, todas las emisiones de bonos de los últimos años han sido en dólares y esa una realidad que no va a cambiar de la noche a la mañana. El Gobierno está intentando desviar su comercio internacional a otros mercados como el de China que podría pagar con yuanes por nuestro petróleo, igual con Rusia. Pero tarde o temprano vamos a necesitar dólares para comprar materias primas entre otras obligaciones”, concluye.

El yuan como salida del Gobierno

El Gobierno apuesta a la moneda china como solución a la crisis económica. El discurso gubernamental justifica que como el yuan puede ser utilizado como una moneda de reserva y de libre convertibilidad, se puede utilizar para comprar materias primas (como el petróleo) y comercializar sin que aplique una conversión previa a dólares (EE UU) o euros.

Efecto Cocuyo

Te puede interesar

Compartir