Inicio > El pizarrón de Fran > El pizarrón Opinión > Cristóbal Belloso: Estallido Social

Cristóbal Belloso: Estallido Social

Cuando el perro está cuidando su hueso, el ladrón le pasa por el lado sin ningún temor.

Se habla de un posible estallido social cuando una sociedad está bajo una presión política que le está generando una crisis económica, emocional o existencial y no soporta más dicha situación.

¿Estallido social?  Eso sucede cuando la sociedad está bien conformada y sus valores morales, dignidad y leyes no son canjeables, pero cuando la sociedad vive en un limbo político, donde el único principio o objetivo es sobrevivir, es muy difícil que se de dicho estallido.  En los sistemas políticos que son dominados por los socialistas, ellos logran crear dentro de la sociedad unas necesidades que neutralizan al ciudadano frente a la opción de rebeldía.

Hablar de un evento de esta magnitud en Venezuela está muy lejos de la realidad, y está lejos porque el régimen ya consiguió que el ciudadano cuide su hueso y no le importe los problemas de los demás, a pesar que lo afecte de una u otra manera.  Dentro de la sociedad venezolana están los que cuidan sus industrias y por consecuencia le hacen el juego al sistema, están los que por cuidar su puesto de trabajo no alzan su voz en busca de la libertad, los padres de familia que viven del día a día y, se vuelven sumisos, están los que esperanzados por las misiones del sistema no mueven ni un dedo para no perder la oportunidad de obtener las dádivas ofrecidas por el régimen.

Ya en Venezuela no existe sociedad y mucho menos organización política, Venezuela se convirtió en un sitio donde es gobernado por el albedrío, pero sí controlado por una organización que se hace llamar sistema socialista que sabe mover muy bien los hilos que controlan las necesidades del ciudadano.

¡No puede haber estallido social cuando los ciudadanos no se saben comunicar ni escuchar!

¡No puede haber estallido social cuando los que se dicen llamar líderes opositores sólo sirven de muro de contención para que el ciudadano no desobedezca!  Cuando los gobernantes saben este problema, utilizan esa debilidad a su favor y su discurso lo concentrará en que ellos serán los únicos que solucionarán los problemas, ya que la oposición no sabe para donde va.

¿Estallido social?  Un país donde la economía sobrepasa la dignidad del individuo, esto no pasará, ya que la sociedad con su capacidad de adaptación sólo se acomoda frente a sus penurias, punto que ayuda al sistema opresor y hambreador.

Nadie crece espiritual, moral y económicamente cuando cuida lo que no tiene, y eso que no tiene se llama libertad.  El ciudadano cree ser libre porque camina y habla, pero eso son acciones naturales donde no actúa la voluntad ni el deseo de ser libre.

No puede haber estallido cuando el ciudadano no está claro de lo que ve o lo que desea y mucho menos si no tiene quien guíe sus deseos.  En el libro de la rebelión de “La Granja”, escrito por George Orwell, nos describe cómo una sociedad está confundida frente a sus gobernantes.  En su relato nos dice:

”Los animales que estaban fuera miraban a un cerdo y después a un hombre, a un hombre y después a un cerdo y de nuevo a un cerdo y después a un hombre, y ya no podían saber cuál era cuál.”

Los estallidos sociales a través de la historia, se han logrado dentro de sociedades que aman más la libertad que el dinero.

El dinero es el hueso que los amos le dan a sus esclavos para que no piensen en sus cadenas, así sean una pocas monedas.

Te puede interesar

Compartir