Inicio > El pizarrón de Fran > El pizarrón Opinión > Alfredo Monsalve López: Carta al “compatrioto” Nicolás

Alfredo Monsalve López: Carta al “compatrioto” Nicolás

Con todo respeto. No sé  si comenzar esta misiva pública con el cotidiano “muy buenos días”. Porque, como es del conocimiento público, cada día que pasa en nuestra nación, se escuchan gritos aterradores que salen de millones de gargantas secas y urgidas de alimentos y medicinas. Discúlpenme mis lectores, la forma en que expreso las ideas, pero el momento, como es sabido (menos por el régimen), es desastroso, demoledor, nunca visto en muchos años en esta Venezuela que la han llevado a la desidia, al abandono, a la miseria. Aclaro,  el constructo “compatrioto” entre comillas no es mío, es suyo Nicolás.

Mire, aprovecho el momento en el cual usted y sus más cercanos seguidores (la cúpula), creen tener el dominio de nuestra Patria, para recomendarles que lean a Álvarez, N.: “El Mandatario, el mandante y el mandato” (http://www.noticierodigital.com/2012/09/el-mandatario-el-mandante-y-el-mandato/). Desde este espacio le comunico que no estoy de acuerdo con la forma en que ha intentado “dirigir” el país. Motivos sobran. Hechos reales se muestran todos los días cada vez que salimos a las calles. Un ejemplo patético de su pésima gestión, es la económica. Nos condujo, poco a poco, a una hiperinflación.

Todos los especialistas en el área (menos sus asesores), se lo advirtieron. Ya lo habían pregonado sin bombos ni platillos. Solo se ubicaban en hechos reales. No fantasiosos como sus ideas. Es tal la testarudez de su accionar, que hoy nos sigue vendiendo la idea de la llamada “guerra económica”. Sin recato, nos pasea por una Venezuela “potencia”.

Son muchas las cuartillas. Aquí solo le ilustro la miseria que somos. (Lástima). Un solo ejemplo: el sábado (09/12/2017), camino a la ciudad de Cúcuta, en el puente Simón Bolívar, creo me topé con el Cmdte Carlos Yánez. jefe del Zodi – Táchira, acompañado de unos 10 subalternos con cámaras y celulares. Tomando fotos. No al “rio” de venezolanos que iban y venían con maletas, sacos, bolsas, morrales, niños sentados en las aceras esperando una mano que les atendiera; las tomas eran para el comandante y su séquito.

Centenares de venezolanos iban en busca del “mar de la felicidad”, porque en esta Venezuela destruida por su gestión, no hay cabida para el bienestar, para la seguridad mucho menos para la prosperidad. Basta mirar el gran porcentaje de niños, niñas, y jóvenes vendiendo, como indigentes, a lo largo del puente Simón Bolívar, chupetas, cabellos, helados, empanadas, gaseosas, y pare de contar. Es decir, una vergüenza nacional. Pena ajena pues. Ahora, para completar su faena, como una burla al ciudadano, el domingo 10D, día de  “elecciones”, en una “rueda de prensa”, Ud llama “vampiro” al presidente de la AN.

 Nos encontramos en un momento susceptible de emociones: otras desafortunadas  navidades (recuerde el billete de 100 Bs Dic-2016). Mire hacia atrás. Hacia donde usted (me imagino), también disfrutó de aquella época en que, a pesar de la vorágine de la llamada “4ta República”, tuvimos un grandioso compartir: regalos, adornos, hallacas, “Niño Jesús”, patinajes, celebraciones, una verdadera fiesta en familia (no en el exilio), en fin, éramos felices y no lo sabíamos. Pero llegó su “revolución” comunista y zúas. Vea lo que nos deja este año 2017: hiperinflación. Miseria a granel. “Compatrioto” Nicolás, es hora de una profunda reflexión. Saludos pues. A todos, feliz navidad (a pesar de la hiper).

Loading...

Te puede interesar

Compartir

Puedes comentar

avatar
  Subscribe  
Notificación de
Traducción »