Inicio > El pizarrón de Fran > El pizarrón Opinión > Néstor Francia / Análisis de Entorno: Petrofobia (20-03-2018)

Néstor Francia / Análisis de Entorno: Petrofobia (20-03-2018)

Donald Trump y su gobierno han experimentado un repentino dolor de Petro. Sacarían las cuentas, verían las perspectivas, sufrirían en consecuencia algún mareo, una incómoda nausea y todo ello les provocaría un vómito oscuro y maloliente en forma de un decreto criminal contra nuestra criptomoneda, tan torpe como revelador.        El decreto, que parece  redactado por un mono de laboratorio, tiene un párrafo, casi en el principio, que nos brinda algunas claves ineludibles: “a la luz de las recientes acciones tomadas por el régimen de Maduro para intentar eludir las sanciones estadounidenses emitiendo una moneda digital en un proceso que la Asamblea Nacional democráticamente electa de Venezuela ha denunciado como ilegal, ordenaremos lo siguiente”.

En primer lugar, el párrafo contiene un desconocimiento del gobierno legítimo de Venezuela, en tanto que no atribuye la creación del Petro al Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela sino a una construcción mediática que describe una entidad inexistente de derecho: “el régimen de Maduro”, con lo cual se pretende dar visos de oficialidad a una denominación extraña a nuestra Constitución y al mismo ordenamiento jurídico internacional, por cuanto se trata de un documento oficial de un Estado que debería estar sometido a tal orden, lo que demuestra una vez más que en la época de decadencia del imperialismo lo que realmente priva es un desorden internacional        , como debe ser, y así queda en claro lo que realmente ocurre.

Luego el señalado párrafo revela el meollo del asunto, en el sentido de la real trascendencia que tiene la creación de la criptomoneda venezolana, al afirmar que esta intenta eludir las sanciones estadounidenses. Esto no deja duda de que este nuevo decreto gringo se constituye en una medida de corte bélico, si bien no armado, pues se encuentra inmersa en una situación de guerra económica, en la cual el Petro se convierte en una justa e inteligente acción de contraofensiva.

¿Qué va a decir ahora el “Frente Amplio Venezuela Libre”, el nuevo disfraz de la derecha criolla que es a la vez la partida de defunción de a MUD? Hasta ahora ha hecho mutis por el foro, pero démosle tiempo. Solo están buscando la manera menos vergonzosa de apoyar el decreto de Trump, o al menos de evitar condenarlo. Al fin y al cabo, el texto del párrafo que estamos analizando es claro en cuanto a la asignación a la oposición venezolana (es un decir) de una parte de la responsabilidad por la medida, al referirse a la creación del Petro como “un proceso que la Asamblea Nacional democráticamente electa de Venezuela ha denunciado como ilegal”.

Sin duda, la prohibición de Trump y su vinculación con otras acciones de la oposición apátrida nos dota de excelente material para reforzar el importantísimo aspecto patriótico de la actual campaña electoral. Este abusivo decreto es una demostración palpable de que todo lo que hemos venido diciendo los revolucionarios venezolanos solo encierra verdad: que está en desarrollo una cruenta agresión económica y política contra Venezuela, que al frente de la misma está el imperialismo norteamericano seguido por sus aliados en el mundo, y señaladamente por sus lacayos en el continente, y que la oposición criolla es cómplice y promotora de esta agresión. Cabe preguntarse: ¿qué hará ahora la Unión Europea? ¿Se unirán a este despropósito los gobiernos más radicalmente anti venezolanos del mundo? ¿Se prohibirá el comercio con el Petro en países como España, Canadá, Brasil, Argentina, Perú, Colombia? Es dado pensar que la petrofobia apenas comienza y que en la medida en que el éxito inicial de esta criptomoneda se prolongue y se amplíe, ha de convertirse en uno de los frentes principales de la guerra económica. Haremos bien en prepararnos para una coyuntura como esa.

En esa perspectiva es necesario ubicar el abordaje que se ha venido dando, en el marco de la actual reunión del G20, a la situación venezolana y concretamente a la propuesta del gobierno argentino de adelantar la coordinación de medidas económicas para alcanzar “objetivos políticos democráticos” en Venezuela y enfrentar la “tragedia económica y humanitaria” que viviría en la actualidad en nuestro país.

Sobre este asunto se ha pronunciado el Departamento del Tesoro de Estados Unidos, en un comunicado oficial: “El secretario Steven Mnuchin asistió a una reunión esta mañana sobre la crisis política, económica y humanitaria en Venezuela, organizada por el Ministro de Finanzas argentino Luis Caputo, junto con los principales ministros de Finanzas del Hemisferio Occidental, la Unión Europea y Japón”.

Por supuesto, se debe vincular el desencadenamiento de la petrofobia a dos realidades: el inicio de la era “Pompeo” en el Departamento de Estado de Estados Unidos y a las acciones que viene desarrollando la derecha del patio en el escenario internacional, una de las más recientes y asquerosas la rastrera carta de Antonio Ledezma a los presidentes de Chile, Perú Y Argentina.

Loading...

Te puede interesar

Compartir

Puedes comentar

¡Se el primero en comentar!

avatar
  Subscribe  
Notificación de