Inicio > El pizarrón de Fran > El pizarrón Opinión > Levy Benshimol: Kistallancht, la noche del nunca olvidar

Levy Benshimol: Kistallancht, la noche del nunca olvidar

 

El 9 de noviembre de 1938, los nazis desataron  una muy bien planificada operación partidista  de odio, de terror,  de terrorismo, de represalia,    de  violencia contra la  comunidad judía en toda Alemania.

 “Kristallancht”,  que alemán significa “Noche de los Cristales”, fue el nombre que  se le dio a  acciones partidistas,    a la  noche más funesta, más profana   que la humanidad haya  vivido,  conocido y ha podido recordar, pues  en esa  trágica noche  hubo más que vidrios rotos, ya que  tropas de asaltos y ciudadanos comunes, afectos al  nazismo,  muy bien instruidos, en   actividades y  faenas   de odio, saquearon hogares y comercios judíos en decenas de ciudades alemanas, que con mazos destruyeron casas, edificios, sinagogas  y  con porras y otros instrumentos golpearon  a inocentes personas, que tenían como solo  delito el  ser judío y  el contribuir con su esfuerzo creador  de trabajo  al desarrollo  y progreso  de Alemania.

 Esa nefasta  noche, del 9 de noviembre  de 1938,  dio  inició, a la gran operación nazista de   persecución  del pueblo judío, en Alemania, Viena, Austria, en donde el rencor, la  animadversión, el racismo, la enemistad, el fundamentalismo y la violencia, de los seguidores del criminal Adolf  Hilter, destruyeron  esa noche  alrededor de 1.500 sinagogas, centenares de cementerios  judíos y más de 7.000 negocios  y más de 30.000 personas fueron  detenidas,  y abriéndose de esa manera   las puertas  de  los campos de concentración y   a la muerte más de 6 millones de judíos.

La razón motivadora tomada por los vándalos que rompieron vidrios y generaron muertes, se debió a  más que a una represalia, por el asesinato de un  funcionario de la embajada almena en Paris, de nombre Ernst vom Rath, de manos de  Herschel Grynszpan, un judío polaco,  de 17 años, el 7 de noviembre de 1938,  a  una buena excusa para exterminar a la comunidad judía dentro del Tercer Reich. El Ministro de Propaganda nazi, Joseph Göbbels, tomó, el  asesinato del joven Von Rath,   como el mejor  de los motivos para dar el preanuncio  de la Política Pública  de  las atrocidades de El Holocausto.

El 9 de noviembre, de este año se llega a los 80 años, de ese vil y  deplorable   acontecimiento, que la humanidad no debe nunca  olvidar y recordarlo siempre como una extraordinaria reflexión,  de  una operación partidista, para que nunca jamás vuelvan   a suceder tales actos de aversión y violencia, contra  los seres humanos. Esa noche,  la  de Los Cristales Rotos, se cometieron, agraviamientos, humillaciones, abusos, ofensa, violaciones, maltratos, delitos,  muerte entre otras tantas barbaridades,  y que por la falta de información, por un lado y por el otro por razones e   intereses fundamentalistas,  la humanidad no le dio, ni le ha dado  la importancia  a  ese  hecho de operación partidista ,  histórica, política , religiosa, social, cultural y económica , que  tuvo y tiene, esa noche y las  muchas otras noches después, donde miles de miles de familias judías   sufrieron persecución y muertes, por el solo hecho de defender y practicar  sus creencias religiosas y  ciudadanas, como forma y  manera de ser el pueblo escogido por Dios. 

Kristallnacht, fue  la noche donde las simbolizaciones de  odios,  de violencia  y la de terrorismo,   rompieron los cristales del  corazón del  pueblo judío y de la humanidad,  por eso  hoy cuando  recordamos   esa trágica   noche de rencor y de  intimidación, de Los Cristales Rotos, solo nos queda hoy después de   80 años recolectar  esos cristales rotos por el odio,  la violencia y el terrorismo   y convertirlos  en permanente ejercicio de    amor, unión  y paz  para bien de nuestro corazón judío  y  el  bien del   corazón  de la  humanidad. “Kristallancht”,  sea  la noche  del nunca olvidar.

 

Loading...

Te puede interesar

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Traducción »