Inicio > Política > 2 millones 300 mil niños comen solo dos veces al día, según diputado Pizarro

2 millones 300 mil niños comen solo dos veces al día, según diputado Pizarro

 

Crisis alimentaria. Dos millones 300 mil niños comen dos veces al día en Venezuela, reveló el estudio que realiza la comisión de Desarrollo Social de la Asamblea Nacional (AN), y que fue presentado este jueves, 8 de noviembre, por el diputado Miguel Pizarro en el encuentro “Se agrava la emergencia educativa”.

“Tres de cada 10 niños en el país comen solo dos veces en el día. Esto afecta en su desarrollo cognitivo. Un joven que hoy no se alimenta, va a tener mañana problemas de aprendizaje“, expresó Pizarro.

El parlamentario aseguró que, según propias cifras oficiales ofrecidas por el ministro de EducaciónAristóbulo Istúriz, entre 2016 y 2018, mil 500 planteles en el país perdieron el Programa de Alimentación Escolar (PAE).

“Las escuelas sin comida no son atractivas. Los niños no están yendo a clases por eso. En sus hogares no saben si mandarlos a clases o ahorrar el dinero de pasaje para comer”, manifestó. Agregó que la falta de transporte público ha limitado la asistencia de los estudiantes.

Este informe es realizado por esta comisión del poder legislativo junto a expertos en el área educativa, con datos recogidos hasta la primera quincena de octubre, con encuestas, consultas a representantes de los estudiantes y además con docentes, como métodos.

Entre los datos ofrecidos, el diputado informó que alrededor de 6 millones 100 mil niños asistieron a la escuela en este último año escolar sin útiles nuevos, sino con materiales prestados, reciclados y uniformes viejos.

“Siete de cada 10 niños van a la escuela con un cuaderno usado”, dijo Pizarro.

Según los ponentes en esta actividad, la educación venezolana comenzó su declive a partir de 2007 y se ha agudizado en los últimos años. En medio de esta decadencia, el parlamentario alertó que solo 30% de los estudiantes de educación básica logra llegar a secundaria.

“La educación pública ha sido devastad en estos 20 años”, expresó.

Migración a la educación pública

No es un triunfo de la educación pública. Entre los periodos académicos 2017 y 2018 hubo un incremento de la matrícula en el sector público. Sin embargo, esta migración de estudiantes de un sector a otro no significa mejoras en la educación oficial, según el diputado.

“Esto sucede por la imposibilidad de las familias para pagar la educación privada. Y además, la imposibilidad para los núcleos familiares de garantizar que los niños se mantengan en edad escolar”

El ministro Istúriz informó que la matricular escolar total es de 7 millones 644.869 estudiantes. De esos, 6 millones 442.269 son de la educación pública y 1 millón 202.600 de la privada.

“No hay nadie que lleve hoy con orgullo a su chamo de la educación privada a la pública, en medio de esta crisis”, agregó el diputado.

Pizarro también rechazó la falta de inversión en el sector educativo. Aseguró que con la mitad del presupuesto invertido en el sector militar, se podrían cubrir las necesidades de los planteles educativos en todo el país.

“El que hoy es ministro de educación no tiene un ápice de conocimiento de lo que hoy sucede en las escuelas. Se le olvidó lo que es ser profesor”.

Mal alimentados y dependientes del Estado

En la presentación también el director de la encuestadora More Consulting, Luis Vidal, ofreció un balance respecto al estado de la alimentación los venezolanos, con los resultados del estudio “Crisis Educativa“. En la encuesta se consultó a una masa de 808 personas entre el 10 y el 17 de septiembre.

Vidal destacó que los alimentos que consume el venezolano actualmente se han inclinado hacia los carbohidratos, grasas y granos; las proteínas cárnicas han desaparecido. Agregó que en 8,7% de los hogares consultados, las cajas entregadas por el Comité Local de Abastecimiento y Producción (Clap), son el principal ingreso de alimentos.

No solo es la mala calidad de la alimentación, sino la interrupción de la ingesta. Según los datos que ofreció, 30,3% de los consultados comió dos veces al día y 4,8% solo una vez.

En el caso de los padres, Vidal señaló que 44,1% han dejado de comer para alimentar a sus representados.

Los consultados afirmaron que 65,3% de sus hijos están en la educación publica. Además, de los encuestados 23% señalaron haber suspendido actividades de sus niños en la escuelas y 7,1% de esos por debilidad ante la falta de alimento.

Además, Vidal agregó que 14.3% de los encuestado afirmó recibir ayuda desde el exterior. “Por eso la crisis en algunos hogares se sobrelleva”. En el estudio además, 29,9% afirmó haberse acostado a dormir con hambre por falta de alimentos.

Además de esto, indicó que existe una alta dependencia del Estado por parte de la población. Entre los preguntados, 72,5% aseguró tener carnet de la patria y más de 50% haberse beneficiado con bonos.

 

Loading...

Te puede interesar

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Traducción »