Inicio > El pizarrón de Fran > El pizarrón Opinión > José Rafael Revenga: El petróleo: Incógnitas  por despejar

José Rafael Revenga: El petróleo: Incógnitas  por despejar

En el cada vez más incierto y volátil mundo de los precios de petróleo, el miércoles 18.04 el marcador WTI para la venta a futuro se alza para colocarse en el mayor nivel desde diciembre 2014 en $67,72 b/d. Esto contraría las estimaciones de la mayoría de los analistas y no encuentra explicación fácil.  El marcador Brent, a su vez, se sitúa en $72,70 b/d.

Un factor explicativo de menor cuantía puede ser la magnitud decreciente del registro de los inventarios de crudo en los EE.UU. Un retiro del crudo almacenado significativamente superior a lo estimado es interpretado como una demanda mayor a la esperada.

Arabia Saudí apunta a $100/b

Otro factor, mas bien de carácter psicológico, es un informe de Reuters en torno a una supuesta estrategia de Arabia Saudí (AS) de elevar los precios a nivel de $80 b y hasta $100/b. En verdad, lo que en realidad transmite el mensaje es que el Reino continuará imponiendo la reducción de cuotas de producción mas allá del vencimiento del acuerdo a fines de 2018.

El 22.06 próximo se reúnen los Ministros de Petróleo en Viena y es fácil leer la estrategia de AS para impedir la ruptura del acuerdo lo cual no solo llevaría a una acelerada dinámica de caída de los ingresos fiscales sino, además, torpedearía los planes de AS de colocar un 5% de sus acciones en el mercado bursátil mundial para el éxito del cual requiere un precio que gire muy cerca de los $80/b.

Efectivamente el acuerdo instrumentado a partir de enero 2017, ha reducido, con altibajos, la oferta en un promedio de 1.800.000 b/d equivalente a un 2% del nivel de producción total de los 24 productores firmantes.

Estimaciones alternas

Encuentro una estimación divergente en el pronunciamiento del jefe de estrategia global de JPMorgan Asset Management quien  estima un tope de 70/b para el marcador Brent durante  los próximos años. Este cálculo bien puede quedar corto si tiene en cuenta una conflictividad renovada en el Medio Oriente, el crecimiento de la demanda global para una economía expansiva a nivel mundial y ciertas disrupciones en la producción de crudo por parte de algunos países.

El Citigroup elevó su proyección para 2018 en casi $6/b para promediar $65/b y en igual cantidad su pronóstico 2019 situado en solo $55/b. Esta última consideración, no muy agresiva, se debe a un incremento notable de la oferta siempre que se la aísle de consideraciones geopolíticas que la catapultarían.

El FMI

Una mala noticia para los países productores de crudo cuya mayoría de sus ingresos fiscales son petro-dependientes, es la reciente proyección del Fondo Monetario Internacional que fija un Brent promedio de $58,24/ para 2019 o sea una caída de $4,07 en comparación con el promedio previsto para 2018.

El informe [ver] se basa en la premisa de un incremento en la oferta que supera a la demanda real prevista especialmente si se desata una guerra comercial entre USA y China.

Una reunión técnica enfrenta a TRUMP

El viernes 20.04 al inicio de una reunión técnica de los ministros de la OPEP y de algunos no-OPEP celebrada en Yeda irrumpe un tweet del Presidente Trump señalando que él ”no aceptara precios altos” lo cual de inmediato hizo bajar el Brent en 0,75%. Curiosamente, mejor dicho, paradójicamente, esta postura coincide con la Irán la cual considera que los precios del crudo no deben superar los $60/b para así frenar los ambiciosos planes de desarrollo y de aumento de la capacidad militar de Arabia Saudí.

O sea, Trump coincide con su mas claro enemigo que a la vez es el rival geopolítico y religioso de su principal aliado árabe en la región. Esto escapa a la racionalidad política.

El tweet presidencial completo dice así:

“Parece que OPEP vuelve a sus andanzas de siempre. En momentos de cantidades record de petróleo por todas partes, incluyendo barcos repletos de crudo que se mantienen en alta mar, los precios de petróleo están artificialmente muy altos. No vale y no será aceptado”.

La reunión en Yeda (The Joint OPEC/Non-OPEC Ministerial Monitoring Committee (JMMC), no tiene facultad decisoria pero sus conclusiones sí tienen peso para moldear la atmósfera decisoria  en la reunión a fines de junio en Viena la cual pudiera optar por ponerle fin al acuerdo a partir de enero 2019 con lo cual los precios se vendrían abajo y AS se vería forzada a abandonar la mayoría de sus mega-proyectos que configuran “Visión 2030”. Para el Reino ese es el escenario que hay evitar a toda costa.

Como contraste, sorpresivamente el Ministro de Energía de Rusia, Alexander Novak, dejó saber que se podría ir reduciendo las restricciones de la producción antes  de fin de año lo cual genera un alto grado de disonancia previo a la reunión plenaria del 22 de junio. Además, implica una pérdida de sintonía por parte de Rusia con su nuevo aliado AS con el cual piensa generar un acuerdo de estabilización de precios hasta el 2030 que ha generado un consenso inicial de aceptación entre los productores.

Afortunadamente, la reunión finalmente acordó mantener las cuotas actuales de producción hasta el fin de 2018 lo cual de inmediato tuvo repercusiones alcistas en el mercado.

Las amenazas geopolíticas

Y para otra mega- contradicción el próximo 12.05 Trump seguramente no certificará el cumplimiento por parte de Irán del acuerdo del uso pacífico del desarrollo de su industria nuclear con lo cual EE.UU. aplicará sanciones que pueden resultar en el retiro de un millón de b/d del mercado.

Si a esto sumo la declinación de la producción en Libia y Venezuela  tendremos un escenario de mantenimiento de los precios entre $70 y $75/b durante 2018 con cierta tendencia alcista causada por trastornos geopolíticos ilustrados en una reciente declaración  del Presidente Putin:

“Nuevos ataques del Occidente contra Siria traería caos a los asuntos globales”

Al mismo tiempo, el subdirector de los Guardias Revolucionarios de Irán  declara:

“Nuestros misiles están preparados para ser lanzados en cualquier momento como respuesta a las acciones de nuestro enemigo. Israel, no confíes en tu fuerza aérea. También está a nuestro alcance…”

A su vez, el Primer Ministro de Israel, Benjamin Netanyahu afirma que las Fuerzas de Defensa Israelí están preparadas para cualquier escenario generado por las nuevas amenazas de Irán.

Te puede interesar
Cargando...

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Traducción »