Inicio > El pizarrón de Fran > El pizarrón Noticias > Lale Akgün: Política turco-alemana; “Mesut Özil no es mi héroe”

Lale Akgün: Política turco-alemana; “Mesut Özil no es mi héroe”

 

Alemania debería manejar el tema de la integración con más eficiencia, exige la política alemana-turca Lale Akgün. De cara al debate en torno a Özil, advierte de retrocesos en materia de política de integración.

¿Acaso la estrella del fútbol Mesut Özil es la figura equivocada para hablar de integración en Alemania?

Lale Akgün: Desde el punto de vista de los valores, Özil no es un ejemplo para los jóvenes. Mi héroe personal de integración es el joven cuidador de ancianos Ferdi Cebi, que hace poco ofreció una visita guiada a la canciller Angela Merkel por un asilo en Osnabrück, y no Mesut Özil, que gana millones por correr detrás de un balón dos veces por semana en Londres.

En la visita de la canciller al asilo de ancianos, el origen turco del cuidador ni siquiera se mencionó…

¡Exactamente! ¡Así es como funciona la integración! La integración es exitosa cuando ya no se habla de ella y no se tiene que subrayar permanentemente lo bien que una persona se ha integrado. Y esa es una realidad en Alemania. Y puesto que se ha vuelto tan normal ya no hablamos de ello. En lugar de ello hablamos de Mesut Özil. Eso es lo que molesta.

¿Cree que Mesut Özil haya sido instrumentalizado para la campaña del presidente turco Erdogan?

Si tomamos en cuenta que se trata de un joven millonario que vive en Londres, no me puedo imaginar que la foto con Erdogan sea producto de un contexto inofensivo. Turquía estaba en plena campaña electoral, y estoy convencida de que Özil y sus asesores sabían exactamente lo que hacían. En mi opinión, Özil se dejó instrumentalizar con gusto. Ahora se está discutiendo en Turquía si no podría jugar para la selección turca.

El mensaje del encuentro fue: miren, después de todo la integración no funciona en Alemania. ¿Es así?

Para Alice Weidel, copresidenta del partido populista de derecha AfD en el Bundestag, Özil es el ejemplo de una integración fallida. Según este argumento, todos los jóvenes con raíces turcas en Alemania tienen como meta una integración fallida, puesto que todos aspiran a lo que Mesut Özil representa: fama, riqueza, coches rápidos y ese tipo de cosas. Eso demuestra que Özil también está siendo instrumentalizado por la derecha.

Mesut Özil.Mesut Özil.

¿Por qué el debate no está funcionando?

El problema es que los políticos alemanes no saben cómo manejar la palabra integración. Si Alemania fuese más segura con el tema, estaríamos debatiendo sobre otras cosas. Deberíamos cerrar el caso Özil y, en el futuro, seguir una línea clara. No puede ser que en Alemania se esté haciendo una política de integración como en los años 70 del siglo pasado, según el lema, “Nuestros queridos extranjeros también tienen derecho a jugar en la selección alemana”. ¡No! Debemos ser claros: Son alemanes, aunque no les guste ni a la Sra. Weidel ni al Sr. Erdogan.

DW

Te puede interesar
Cargando...

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Traducción »