Inicio > Interés > La paradoja de Venezuela: Cómo un país con recursos se derrumba

La paradoja de Venezuela: Cómo un país con recursos se derrumba

 

Sin agua potable. Sin gas. Sin internet. Sin luz. ¿Sin esperanzas? Caracas también sucumbió a los apagones, que afectaron al 80% de la ciudad, así como a zonas de los estados Miranda, Vargas y Aragua. Los servicios básicos no funcionan. El Gobierno racionará la gasolina. Hay quienes creen que Venezuela camina hacia una implosión. Hablan del fracaso del modelo chavista.

Al Navío / Leticia Nuñez

En Venezuela abunda el agua pero la gente se muere de sed. Es el país con las mayores reservas petroleras del mundo pero el Gobierno raciona la gasolina. Y desde este martes los venezolanos no ven luz. Caracas sucumbió a los apagones.

Los cortes intermitentes que se habían dado en otras ciudades, ahora también ocurren en la capital, donde la suspensión del servicio eléctrico afectó al transporte, la comunicación y el comercio desatando el caos. Son tres servicios básicos que no funcionan. ¿El colapso del Estado?

El metro cesó operaciones. Varios centros de salud se las vieron negras. Algunas empresas enviaron a los trabajadores a sus casas por la imposibilidad de trabajar. En la penumbra quedaron también algunas zonas de los estados Miranda, Vargas y Aragua, y por unos 50 minutos el aeropuerto de Maiquetía, que sirve a la capital.

Y mientras, hay varias versiones oficiales. El ministro de Energía Eléctrica, Luis Motta Domínguez, aseguró que un corte de cables de control generó el apagón. En Twitter, publicó varias fotografías del lugar donde supuestamente se habría ejecutado “el sabotaje”. De sabotaje también habló el presidente, Nicolás Maduro. Lo hizo al término de un consejo de ministros televisado por el canal estatal VTV y prometió detenciones.

Por su parte, Jorge Rodríguez, ministro de Comunicación, aseguró que hubo “una afectación en el sector El Peñón, en el Parque Guatopo, que ha generado la caída de una línea importante y, por tanto, hemos tenido deficiencias de suministro eléctrico en la Gran Caracas y el estado Vargas”.

Foto: Contexto Diario

Dos versiones que no acaban de convencer. Según el periodista venezolano César Miguel Rondón, “uno de los dos miente, o los dos”. En su programa de radio de este miércoles, cuestionó las fotografías de unos cables cortados que Motta publicó en Twitter. “¿Caracas es tan frágil que depende todo de unos cables mínimos de colores que usted llega con una tijerita y los corta?”.

“Venezuela va hacia una implosión”

Las críticas en la oposición también son notorias. El excandidato presidencial Henrique Capriles pidió la renuncia del Gobierno. En un mensaje en Twitter, señaló: “Hoy le tocó a Caracas lo que vive gran parte del país todos los días. Sin electricidad 80% de la ciudad. Desalojan el metro a oscuras, el transporte público una tragedia. ¿A quién le van a echar la culpa los ineptos responsables del caos eléctrico? Asuman su fracaso y renuncien”.

Resultado de imagen para capriles radonski
Foto: Diario Qué Pasa

Antes, en declaraciones a la prensa, Capriles advirtió que por el rápido deterioro económico y social generado por la hiperinflación, Venezuela cabalga hacia una implosión. “El país va hacia una situación de hacer agua, de inviabilidad, de implosión”, aseguró. En su opinión, al gobierno de Maduro no le quedará otra opción que sentarse a negociar un proceso de transición.

Ahora sí, Maracaibo es la ciudad más caliente

Maracaibo, la segunda ciudad más importante del país, también sufrió este martes un apagón. Fue el octavo en lo que va de año. El incidente se produjo a las siete y media de la tarde, como informó Rondón en su programa. Allí el aire acondicionado es un bien de primera necesidad. Aunque la temperatura promedio es de 35 grados centígrados, la humedad de 90% hace que la sensación térmica pueda llegar a ser de 50. Se dice que el viento no refresca, sino quema.

Por eso, los habitantes están más que acostumbrados a que el aire acondicionado funcione las 24 horas a pleno rendimiento, hasta el punto de ponerse un suéter cuando están en casa. Desde 2016 los apagones de luz son frecuentes, por lo que ahora sí es la más caliente de verdad.

Racionamiento de gasolina

La crisis de la electricidad llega cuando el gobierno de Maduro está enredado con el racionamiento de gasolina. El anuncio llegó el fin de semana: el que fue el principal país petrolero de América Latina racionará el consumo de gasolina para todo su parque automotor. No es una medida nueva, pues se viene aplicando desde hace años en algunos estados fronterizos. Pero ahora será nacional, afectará a todo el país.

Foto: El Impulso

Tal como publicó el historiador Pedro Benítez en ALnavío, el subsidio a la gasolina, una de las políticas más ruinosas sostenidas por Hugo Chávezy hasta ahora por Maduro, le ha costado a la industria petrolera estatal de Venezuela unos 20.000 millones de dólares año tras año en términos de coste de oportunidad, contribuyendo además a la actual debacle. La gente no consigue gasolina. Apenas hay suministro directo en cuatro o cinco ciudades.

Con el deterioro del parque refinador, ahora el país importa gasolina o los componentes para refinarla. De modo que los escasos dólares que se tienen para importar alimentos y medicinas se utilizan para adquirir combustible a precios internacionales.

Sin agua y no es por la sequía

A la crisis eléctrica y a la crisis del suministro de combustibles se suma una tercera: la del agua. Basta el ejemplo de un banquero que habló con este diario. Cuenta que se está haciendo su propio pozo y que mientras tanto se lava los dientes con agua mineral.

Resultado de imagen para crisis de agua en venezuela
Foto: Prensa Libre

En muchos casos, las aguas negras se han desbordado y corren por las calles. Desde hace meses las principales ciudades venezolanas padecen un severo racionamiento de agua potable. Esto ha llevado a muchos vecinos de Caracas a recoger con baldes el agua de las lluvias. Es decir, en una zona urbana moderna los habitantes tienen que cubrir parte de una necesidad básica gracias al azar de la meteorología.

Pero el servicio de agua no sólo es malo por lo irregular del suministro y las múltiples averías que sufre. Además, el agua llega contaminada por el inadecuado mantenimiento de los embalses provocando frecuentes problemas de salud pública.

Sin luz, sin agua potable, sin gas, sin metro, sin dinero en efectivo, con el combustible limitado… ¿Está más cerca la implosión?.

 

Te puede interesar
Cargando...

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Traducción »