Inicio > Economía > La intervención de la banca privada que encendió las alarmas

La intervención de la banca privada que encendió las alarmas

 

Desde hace muchos años el Poder Ejecutivo le ha tenido el ojo puesto a la banca privada en Venezuela, y eso se corroboró con la gestión del difunto expresidente Hugo Chávez, quien en el 2009 acusaba a los banqueros de “degenerar” y no cumplir con “su misión” al especializarse en la especulación financiera.

Y en el primer semestre del corriente año, nuevamente se presentó una situación “muy delicada y peligrosa”tras el anuncio de intervención por 90 días de Banesco.

Específicamente, el 3 de mayo en horas de la noche, las autoridades gubernamentales informaron la intervención por 90 días del banco privado Banesco en el marco de la Operación Manos de Papel, que reveló una presunta contribución de este banco con las distorsiones del sistema económico.

De hecho, el economista y parlamentario, José Guerra, señaló en su momento que en su vida no vio “una intervención de este tipo pues no hay otra razón que no sea política para hacerlo”.

/Foto: Layerlyn Natera

En ese momento advirtió que la medida podría afectar la estabilidad del sistema bancario. Explicó que las intervenciones bancarias se efectúan por dos razones: por problemas de liquidez, es decir, la falta de efectivo, con lo cual se produce una intervención a puertas abiertas; o por problemas de solvencia, vale resaltar cuando no hay disponibilidad de capital, lo que obliga a una intervención a puertas cerradas.

“Ninguna de las dos circunstancias existen en Banesco, que es el banco más importante en captaciones y transacciones”, apuntó el economista.

En mayo, advirtió que la intervención podría acarrear en el corto y mediano plazo fallas en el flujo de pagos del banco por retiro de capitales por parte de los clientes.

Sigue la prórroga

El Gobierno extendió por otros 120 días la intervención de Banesco a partir del 5 de noviembre de 2018. Esta es la segunda vez que prorroga la medida adoptada inicialmente el 8 de mayo de este año contra la entidad financiera.

En este sentido, Fedecámaras salió al paso y enfatizó “que esta medida administrativa contra el principal banco privado de Venezuela, solo contribuye a generar incertidumbre en una población ya agobiada por las consecuencias de una economía colapsada”.

“Requerimos de mayor estabilidad y confianza en nuestras instituciones. Necesitamos un Estado que promueva la producción y las inversiones, este tipo de medidas solo generan más desconfianza en un país que en los últimos 18 años se ha caracterizado por su política expropiatoria e intervencionista”, destacó la cúpula empresarial.

Al respecto, resaltó que aboga para que la intervención sea revertida lo más pronto posible y el banco pueda continuar con sus operaciones con total y absoluta normalidad.

“Insistimos que las distorsiones en nuestra economía son producto del modelo político y económico que ha destruido la producción nacional y el poder adquisitivo del venezolano, no de la empresa privada”, concluyeron.

 

Te puede interesar

Cargando...
Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Traducción »