Inicio > Interés > En Davos discuten si los países reconocen a Juan Guaidó como presidente de Venezuela

En Davos discuten si los países reconocen a Juan Guaidó como presidente de Venezuela

 

Una pregunta del economista venezolano Ricardo Hausmann avivó el debate que tenían los presidentes de Paraguay, Ecuador y Costa Rica en el Foro de Davos en Suiza. ¿Reconocerían a Juan Guaidó como presidente de Venezuela? Sólo el mandatario paraguayo fue rotundo al respecto.

Daniel Gómez (ALN)

El economista venezolano Ricardo Hausmann, que estaba en el público de la mesa que protagonizaron este martes en el Foro de Davos, en Suiza, los presidentes de ParaguayMario Abdo; de EcuadorLenín Moreno; y de Costa RicaCarlos Alvarado, hizo esta pregunta: “Para resolver el vacío de poder que hay en Venezuela, si la Asamblea Nacional decide juramentar a Juan Guaidó como presidente, ¿ustedes lo reconocerían?”.

Sólo el presidente paraguayo se mostró rotundo. “Nosotros reconoceríamos al señor Guaidó como presidente. Tenemos que enviar un mensaje claro con todo lo que contribuya a la liberación de Venezuela”.

La respuesta hizo detonar los aplausos en la sala. Abdo incluso pidió perdón a los asesores de la Cancillería por su respuesta “poco diplomática”, pero reconoció que declaró lo que siente. Es la coherencia del único presidente suramericano que rompió relaciones diplomáticas con Caracas a partir del 10 de enero, a raíz de la juramentación de Nicolás Maduro.

Presidente de Paraguay: “Nosotros reconoceríamos al señor Guaidó como presidente. Tenemos que enviar un mensaje claro con todo lo que contribuya a la liberación de Venezuela”.

Quienes sí tuvieron una respuesta más diplomática fueron Moreno y Alvarado. No cerraron ni abrieron ninguna opción. Simplemente no fueron rotundos en sus respuestas como sí lo fue Abdo.

El presidente de Ecuador dijo que “siempre hubiéramos preferido un diálogo y nuevas elecciones, lastimosamente eso no se ha dado y el proceso electoral adoleció de muchas fallas. Creo que habría que revisar la Constitución. Yo no sé si la Asamblea tiene la potestad de hacer eso. Pero habría que revisarlo”.

Al respecto, el presidente costarricense reconoció que hay “un tema legal” en cuanto a decidir “sobre la legitimidad” del presidente en Venezuela. Pero eso a él no le preocupa. A él le preocupa la “política real”.

La política real es, aclara, “lo mejor para el pueblo de Venezuela”. Y entonces formuló la siguiente interrogante: “¿Va a ser esa la solución [nombrar a Guaidó]? Nosotros somos creyentes de la institucionalidad”.

La crisis de Venezuela se metió de lleno en el Foro Económico Mundial que se celebra en la ciudad suiza de Davos. El diálogo entre los presidentes de EcuadorLenín MorenoParaguayMario Abdo; y Costa RicaCarlos Alvarado, casi fue monopolizado por este tema.

También tuvo que ver el exministro venezolano y articulista de ALnavío Moisés Naím. Naím dirigió el debate y preguntó a los tres presidentes por el impacto del éxodo venezolano en Latinoamérica, y cómo se preparan los países para hacerle frente.

“Paraguay tomó la decisión de romper las relaciones diplomáticas, tratando de ser consecuentes y coherentes con la preocupación que tenemos. Venezuela fue el faro que alumbró América Latina y ojalá reconstruya el diálogo”, apuntó Abdo.

El presidente paraguayo declaró “estar comprometido con cualquier tipo de ayuda humanitaria”, así como “con aquellos países que reciben mayor número de venezolanos para construir una articulación financiera y ayudarles y ser solidarios”.

A continuación, habló el presidente de Costa Rica. Como centroamericano recordó que también les está afectado la crisis migratoria de Nicaragua. En este sentido dijo que “con madurez, en América Latina hay que buscar una solución a través de las instituciones”, que “no pueden ser indiferentes” ante estos problemas.

“En la que medida que mi vecino esté mejor, yo estaré mejor”, agregó.

Por último, habló el presidente de Ecuador. Recordó cómo cada día pasan “6.000 hermanos venezolanos” por sus fronteras. Y esto es un problema cuya solución requiere una respuesta conjunta. “No creo en los intervencionismos militares, pero sí en aquellos intervencionismos en los que se pide que se respeten los derechos humanos”.

 

Te puede interesar
Cargando...

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Traducción »