Inicio > El pizarrón de Fran > El pizarrón Opinión > Gerónimo Figueroa Figuera: Viaje directo Noruega-Nueva York

Gerónimo Figueroa Figuera: Viaje directo Noruega-Nueva York

 

En la inmensa crisis humanitaria que sufren los venezolanos son muchos los que meten sus cucharas para revolver la miel. Políticos y diplomáticos del mundo con mucho ruido de micrófonos hablan de buscar una salida negociada con elecciones libres, pero sin tomar en cuenta lo que ha sido la historia de un régimen que por ninguna via pacifica está dispuesto a entregar el poder. En ese sentido apenas terminó la payasada de Noruega inmediatamente inventaron una reunión en la ONU, Nueva York, entre el Grupo de Lima y el Grupo de Contacto de la Unión Europea, cuyo resultado fue incorporar a Cuba y Rusia en las reuniones, dos malandros que se alimentan de la crisis.

La diplomacia de la Comunidad Internacional para aplicar posibles soluciones se mueve como los propios morrocoyes en desfile de fiestas patronales. Hablan de forma matizada para dar a entender que están haciendo para resolver la situación, pero la verdad verdadera es que los resultados son muy pobres, por no decir cero. El Grupo de Lima en sus comunicados expresa que el régimen de Nicolás Maduro es lo más nefasto y criminal que puede existir en toda la bolita del mundo, igual expresión tienen los voceros de esos países de forma individual cuando declaran a los medios de comunicación social, pero hasta allí llegan.

Lo mismo ocurre con 27 de los 28 países de la Unión Europea, que al igual que el Grupo de Lima, no reconocen a Nicolás Maduro como gobernante sino a Juan Guaidó como presidente interino de Venezuela, con la excepción de Italia, cuyo gobierno es una mezcla de extrema-izquierda y extrema-derecha que no reconoce a Guaidó como presidente interino, pero sí reconoce a la Asamblea Nacional como el único poder legítimo venezolano, como dicen en criollo, un tiro al gobierno y otro a la revolución. Por su parte China y Rusia también se reúnen pero con el propósito de seguir saqueando los recursos mineros venezolanos que durante 20 años han hecho. El caso Venezuela da para todo.

Sin embargo, es justo reconocer que las sanciones de EEUU contra funcionarios han hecho ciertos efectos que el régimen madurista con discurso populista trata de esconder. Pero las sanciones de la Unión Europea han sido blandengues, al extremo que mas del 90% de las familias, esposas e hijos, de los altos jerarcas del régimen viven en Europa disfrutando. Mientras que el Grupo de Lima nunca ha dicho nada sobre sanciones porque su menú es declarar y elaborar comunicados diciendo que Maduro es lo peor, pero al mismo tiempo advirtiendo que a nadie se le ocurra sacarlo por la fuerza. Por eso el usurpador con esos comunicados se limpia la parte del cuerpo donde termina la columna vertebral.

Lamentablemente los diplomáticos de micrófonos no ven o no quieren ver que el régimen madurista nunca aceptará unas elecciones libres y democráticas, solo hacen elecciones cuando aplican fraude para ganar. Bastaría recordar los “diálogos” de 2014, 2016, 2017 y 2018 para comprobar que solo lo han utilizado para ganar tiempo y estirar su permanencia en el poder, y con ello la agonía del pueblo venezolano. Es como seguir chocando con la misma piedra a propósito. Igualmente, en la OEA en los últimos tres años han tratado el caso por lo menos ocho veces con votaciones favorables a la causa democrática, pero la vaina sigue igualita en Venezuela.

Por cierto, el martes 4 de junio 2019 el colega periodista Eugenio Martínez publicó una nota donde advertía que en las negociaciones que se manejan entre los que promueven el dialogo para imponer unas elecciones a los venezolanos sería la permanencia de Tibisay Lucena como presidenta del CNE.  Sin embargo, de ser cierta esa pretensión de querer imponer unas elecciones a trocha y mocha sin tomar en cuenta la opinión del pueblo venezolano que en definitiva es quien tiene la última palabra, queremos recordar que la última encuesta de Meganálisis arrojó que de convocarse elecciones con el mismo CNE, el 87% de venezolanos no participarían.

Sobre ese tema el presidente de la Asamblea Nacional Juan Guaidó, debe aclarar a los venezolanos que no está de acuerdo con tal pretensión de imponer para que Lucena siga como presidenta del CNE, no solo porque estaría en contradicción con la ruta del cese a la usurpación, gobierno de transición y elecciones libres, aprobado por el pueblo el pasado 23 de enero, sino que de producirse tal imposición, cuando llamen a votar la respuesta del pueblo venezolano sin  ninguna duda, será mas contundente que la del 20 de mayo cuando se realizaron las presidenciales convocadas por la fraudulenta constituyente.

Ahora bien, mientras vemos que el caso Venezuela está en los menú de la mayoría de los países del mundo, desde Acnur de la ONU, informan que en los últimos tres meses, marzo, abril y mayo, mas de 500 mil personas han huido para escapar de la crisis, lo cual colocaría a la diáspora en casi cinco millones en todo el mundo. Es algo que pareciera indicar que no vamos bien.

@lodicetodo

[email protected]

[email protected]

 

Te puede interesar
Cargando...

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Traducción »