Inicio > Opinión > Román Ibarra: San José, Papa Francisco y crisis

Román Ibarra: San José, Papa Francisco y crisis

Escribo estas líneas hoy día de San José, padre de nuestro señor Jesucristo, y esposo de María su madre. Así pues, yo también aprovecho para homenajear a todos mis amigos que llevan por nombre José, y Josefina,  y especialmente a mi hermano menor, José Rafael quien vive en la madre patria, con mis mejores deseos porque siempre le vaya bien, y sea feliz junto a su gallega.

Maravillosa también la ocasión, porque coincide con el octavo aniversario del pontificado del Papa Francisco, como nos lo recuerda en su artículo mi querido amigo, Eduardo Fernández. Dice él en su artículo: ¨Francisco el primer Papa latinoamericano, el primer Papa jesuita, el primer Papa que asume el nombre de Francisco en homenaje a aquel humilde santo de Asís¨.

¨Francisco es, además, un Papa que llega al pontificado en condiciones excepcionales: la renuncia de su predecesor, Benedicto XVI, un Pontífice muy sabio y muy santo. Tengo la convicción de que en la elección del Papa Francisco está presente, de una manera evidente, la inspiración del Espíritu Santo. Es el Papa para los tiempos tormentosos que está viviendo la humanidad. Es el Papa para liderizar a la Iglesia en un momento de oscuridad y conducirla a cumplir su misión de iluminar a los corazones y a los pueblos¨.

Esa exhortación para liderar a la Iglesia a cumplir la misión de iluminar a los corazones y a los pueblos tiene que ser urgente, y en el caso venezolano específicamente, es muy interesante que pueda hacerlo a través de su jerarquía, en vista de que es la institución más respetada y prestigiosa en todas las mediciones de opinión.

Por eso, en nuestra opinión y humilde contribución, invitamos al entendimiento de los factores que pueden contribuir en la búsqueda de soluciones a los problemas que atraviesa hoy la sociedad.

Es urgente que se pongan de acuerdo gobierno y oposición para, mediante el ejercicio y puesta en práctica de políticas públicas de emergencia, la población toda tenga acceso a la vacunación contra la pandemia del covid 19; acceso a los servicios básicos como la salud en hospitales dignos, y medicinas; agua; electricidad; transporte superficial y subterráneo, así como gasolina y gasoil; telefonía e internet; alimentación, y muy especialmente seguridad de las personas y los bienes, en armonía con el respeto a los derechos humanos.

Es inaceptable para todos (gobierno-oposición-sociedad), que se sigan repitiendo escenas escalofriantes como la de hoy en plena autopista a la altura de la Cota 905, en la que unos delincuentes armados hasta los dientes, despojaron a un médico de su moto, y escucharlo suplicar por su vida. Y en medio del tiroteo irresponsable, aparentemente resultó muerta una dama del sector.

Pero sorprende además, según recogen las redes sociales, que hechos similares fueran protagonizados por los líderes de las bandas que controlan barrios como José Félix Rivas en Petare, el Coqui y su gente en la Cota 905, El Valle, y El Guarataro. De qué se trata? Acuerdo de las bandas para aterrorizar a la población? Marcando el territorio? Un mensaje para quienes les cedieron territorio y armas (gobierno)? Qué hay detrás de todo este horror?

Es allí donde se impone una salida política negociada urgente para frenar  estas calamidades, que de no corregirse, nos convierten en un país del ¨sálvese quien pueda¨, sin autoridad gubernamental respetable; sin instituciones policiales; en fin, sin gobierno, ni oposición.

La ciudadanía no aguanta más humillaciones, está desesperada y queriendo dejar todo atrás como una horrible pesadilla.

En el nombre de Dios, pónganse de acuerdo ya para resolver los problemas reales de la gente. No más odio, ni venganzas. Actuemos hoy, mañana será muy tarde. Amén.

@romanibarra

Traducción »