Inicio > El pizarrón de Fran > El pizarrón Opinión > José Ignacio Moreno León: Revolución tecnológica

José Ignacio Moreno León: Revolución tecnológica

 

Vientos de profundos cambios soplan en estas décadas iniciales del siglo XXI. Y es que las realidades globales que caracterizan el comienzo de este nuevo milenio reflejan profundas transformaciones, especialmente en el campo de la ciencia y la tecnología relacionadas con las telecomunicaciones, la informática, la robótica, la medicina, las energías limpias y renovables, y los cambios que de estas nuevas realidades se están empezando a generar en el transporte, las organizaciones empresariales, las instituciones de la democracia, las formas de hacer política y gerenciar los gobiernos, el empleo y las profesiones tradicionales y los sistemas educativos y sus instituciones

Esta dinámica de cambios, caracterizada como la cuarta revolución industrial se expresa en múltiples desarrollos científicos y tecnológicos que avanzan a velocidades exponenciales. Es así como la incorporación de la robótica y su empleo, cada vez mayor en diferentes actividades, está introduciendo importantes transformaciones en el mercado del trabajo en sus diferentes facetas, por lo que los expertos señalan que más del 70% de los trabajos tradicionales están condenados a desaparecer en las próximas dos décadas y surgirán novedosas formas de actividades con sustancial reducción de la participación humana –masivo desempleo a corto y mediano plazo- y nuevas profesiones, con cambios radicales en los sistemas educativos, en los métodos de enseñanza y aprendizaje y el impulso de la ciencia y tecnología. Se requiere el desarrollo de nuevas carreras en base a estudios interdisciplinarios, en las que se hará mayor énfasis en el desarrollo de habilidades y destrezas, capacidad creativa y para trabajar en equipo, con énfasis en el aprendizaje continuo. Igualmente se estima que en esta nueva sociedad global que se está configurando como la sociedad de la información y el conocimiento, las instituciones de educación superior y de investigación deben reinventarse para cumplir adecuadamente el papel protagónico que les corresponde.

Frente a esta dinámica de profundos cambios, Venezuela requiere romper con el retrógrado modelo económico y político que la mantiene anclada en el subdesarrollo e impulsar una economía abierta, competitiva y deslastrada de las perversidades del rentismo. Requiere superar la grave crisis de su sistema educativo, incorporando las reformas necesarias que demandan las nuevas realidades globales, lo cual supone conformar un gran acuerdo nacional para construir, con visión de futuro, una nueva democracia y un nuevo liderazgo político, fundamentado en la promoción de una ciudadanía más informada y mejor formada, como antídoto frente a la recurrencia de caudillismos populistas y autocráticos que frenan el progreso y son incapaces de entender la demanda de los nuevos tiempos.

@Celaup

 

Te puede interesar
Cargando...

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Traducción »